sábado, 31 de marzo de 2012

¿SON POESIA O POEMA LO POÉTICO?

Lo poético viene al ser humano por ilminación o gracia, como el poerma por inspitación, y sabe de  La Poesía por el entendimiento. Para sus poemas, en cuanto al sentido de Obra y de "Concepción" del mundo por el sentimiento, el poeta elabora una POETICA. El verso se dibuja  al aquella casi ingnorada o por un lapso de vibración íntima, o relaga a la milagrosa zona de lo  inconsiente, y entonces, de ella misma, crea un poema, que no tiene otro antecedente que la emoción total de sí en cuanto "yo" creador que ha delineado unos objetos interiores con los materiales de lo indecible, es: Lo Poético, y de su verdad o necesita ha de darse o nacer todo posible contanto emocional con el lector, todo posible trazado de una senda que lo remina hacia un Absoluto.

"Lo conocido es mío
En un sentido distinto al conocer:
Mi conocer es exclusivamente mío"

Si acaso y ahora fuera ello en nuestra senda...

Entre las nieblas que se han alzado
Dentro del corazón, se  hurta el florecimeinto
De cuanto sea espíritu:
Hojas de horas, palpitaciónes de  voces que llaman.

Así en leve línea, vendrían de otra luz,
A una distinta luz irían, si imluinación desde alguna forma
De verdad  fue y de fuerza en los amaneceres...

"No lo quiero ocultar; quisiera que escucharas
La palabra Èssentia´,
Con oído indulgente, si te es posible..."

Objetos en la mesa dispuestos
Y dejados, como en la superficie de la mente
De quien contempla: el Tiempo suyo
Fura ya de su ser o su haber, de su estar o su permanecer...

Horizonte y  límite al cual, ilímite,
No alcanzamos. La luz del día se abre a otros
Jardines, desde su  íntimo  misterio por ser su intimidad....

II

Tú, Espíritu, que con ella, lo sabes.. La Sainte.

Y entonces todo se hace blanco, leve,  transparente;
Senda que lleva a lo inasible
Por entre lo indecible,  lo invisible e  inaudible
Que está dento de un afuera nuestro,
O peregrinacion de un ser finito hacia el Ser eterno...

"Allí yo encuento el sol que me ilumina y guía",
Voces que en mí se hacen como en la clepsidra.

"La noche pertenece a la naturaleza;
Es lo opuesto a la luz...
Viene de un Signo.
La noche es invisible y es informe...Sombía y misteriosa
Contrasta con la dulce noche mágica...
Es como gustar la muerte antes de la muerte... "

Agua en nuestras manos, delante los ojos: huellas
Que al curso de su manantial
Serían guiadas.
                 Se acercan para verse, para aún saberse,
Darse, al fin desde cuanto  ha acogido  la ensoñación
O vivir ya: no a solas consigo, sino consigo, en olas su a solas.

                                               JAIME GARCÍA MAFFLA

viernes, 30 de marzo de 2012

UNGARETTI Y LA POESÍA COLOMBIANA DE LOS AÑOS SETENTAS

Italiano, pero de ideario y obra especialmente cercanos a los poetas colombianos posteriores a los de la Generación de MITO, y que se dieron a conocer hacia los inicios de los años setentas (G. Quessep venía de sus estudios de Lectura Dantis en Florencia y G. García Maffla lo lleva en lus acestros de sangre, con los del Valle del Cauca que dio  la Novela Fundacional de Colombia: MARÍA , en edición crítica que debemos a la investigadora también italiana María Teresa Cristina,), el poeta  Ungaretti guió nuestra nueva poesía hacia el decir próximo a lo hermético, pero también la sumerge en claros enunciados humanos.  Hizo Ungaretti   parte de las Vanguardias de Latinoamérica, en una  poesía metafísica que es también visceral. Próximo, más a nuestra lengua por sus estudios de Góngora y al pensamiento bíblico del mundo de Manrique en sus COPLAS.

De él anotó José Luis Muñoz Aspiri, de Argentina: ""Ungaretti ha sido profesor de Literatura Italiana  en la Universidad de San Pablo, en el Brasil...Una selección de sus poesías  fué publicada en Buenos Aires en 1936, en versión española de P. J. Vignale". Con poemas próximos a la llamada, entre nosotros y por James Alstrum: GENERACIÓN DE GOLPE DE DADOS, ha analizado desde Florencia  Martha Canfield, y con la alusión a su par Mallarmé, en Colombia, uno de los poemas de Ungaretti:  "El Tiempo es mudo", reza:

El tiempo es mudo entre cañas inmóviles...
Lejos de los muelles, a la deriva, una canoa.
Agotado, inerte, el remero. Los cielos,
decaídos en abismos de humo.
Asomado en vano a la orilla de los recuerdos,
caer quizá fué suerte.
                              No supe
que mundo y mente son ilusión igual,
que en el misterio de las propias olas
toda terrena voz naufraga.

                                                                E. FRIZARDI


miércoles, 28 de marzo de 2012

DIOS, POR LA POESÍA, SE HACE ATEO

Es la "Persona", en lengua Castellana una presencia y en lengua Francesa una ausencia; en la Antigüa Grecia una máscara... Si se hace ateo, Dios, es para ser sagrado: Mito y Sacritud. Su existencia, al dejarse, actúa por su inexistencia: solo, sobre los cielos y olvidado del cielo al que se abren los pétalos. Si Dios no existe, el hombre es una estación, sólo un preparar su advenimiento.

Cuando Kappus le escribe a Rilke refiriéndole que ha perdido a Dios, le responde el poeta: "¿Por qué no piensa que Él es el Venidero, el que desde la eternidad está por llegar; que es lo futuro, el fruto último de un árbol cuyas hojas somos?" Está, sí, eL Ángel, y apuntan, o L. di Ioro, o G. Thiele: "Indicios del giro casi revolucionario que Rilke da al concepto de Dios, se encuentran  en un importante apunte de su DIARIO del 6 de julio de 1898; en él considera a Dios como algo futuro, infinitamente lejano. Cree que el arte es para nosotros un camino hacia Él: `Je le sens donc, nous sommes les ancèstres d´ un Dieu". No fué, enonces,  Dios nuestro creador sino será un día nuestro heredero:
Eres el heredero.
¡Heredarás el verde
de jardines pasados, y el tranquilo
azul del cielo en ruinas!

Nuestro Dios, traducción del  Zeus helénico, ¿cuál nombre ha llevado, cuál llevará cuando callemos, con cuál ha de llevarnos? Los hebraístas no se han acordado en cuanto a su Nombre, pero sí se ha dado, como anuncio no admitido: La Cruz. Pero cuando era desde la historia humana, le dijo a Moisés. "Yo resultaré ser lo que resultaré ser " : parábola total del Poema, cuya Razón Poética se basa en que ya está cuando aún no se ha creado, ni nombrado ni escrito... Por María, es, pues, el Hijo, como el verso, el Fruto de oro de una rama elevada hacia y por su aire desde el duelo suyo nuestro entre su firmamento...

EL REGRESO, EL RECUERDO Y EL PASO

(Para sábado 31, en: MONTE LU  hacia los círculos de toda acción, entre el aislamiento de la interioridad y  la trascendencia vacua. ¿Mente o alma, psyque o sentimiento? Sólo  un aire que se hizo aire dento de nuestro aire: denuncia de lo antigüo y cifrado en  Poesía a la indiferencia del  hombre actual que  cambió las noticias que recibe de los medios de comunicación por el Sentido que ha de venir del oírse a sí mismo.  )

El regreso para morir es grande.
(Lo dijo en su aventura el rey de Ítaca).
Mas amo el sol de mi patria,
El venado rojo que corre por los cerros,
Y las nobles voces de la tarde que fueron
Mi familia.
                  Mejor morir sin que nadie
Lamente glorias matinales, lejos
Del verano querido donde conocí dioses.
Todo para que mi imagen pasada
Sea la última fábula de la casa.
                              JORGE GAITÁN DURÁN


El río pasa por debajó
de mi alma, socavándome.
Apenas me mantengo
en mí. No me sostiene
el cielo. Las estrellas
me engañan; no, no están
arriba, sino abajo, allá enel fondo...

¿Soy? ¡Seré!
Seré, hecho onda
del río del recuerdo...

¡Contigo, agua corriente!
                                    JUAN RAMÓN JIMÉNEZ


Vengo de mí, alzo los sueños,
miro caer las manos, balancearse
como andar se marino.
Alzo la voz para callar:
"¡Ah, los del viento!"
Y todo enmudecido mira...

Pero no. Hay mucho adelante para volver.
Alfin y al cabo lo de atrás
está bien lleno sin nada.
                                EDUARDO COTE LAMUS

lunes, 26 de marzo de 2012

ESPAÑOL DE TRES MUNDOS

En recuerdo de la muerte de J. R. J., Daniel Arango parafraseó un fragmento de su alma poética: "He aquí que viene hacia nosotros, primero, en un abril y otoño a la vez, con la luna de muchos años, envuelto en un nostálgico verde, malva, con un piano romántico en la noche y desteñido entre las sedas de un último modernismo agobiador, pálido entre el intenso jazmín, por el verano y el azul de la enredadera, salvado, a veces,  por el tono del tamboril. Juan Ramón Jiménez se escapa ¿de qué modo?, hacia la esbeltez y el aire elegido, salta a una eterna propiedad de lo secreto desde la profusa música vaga, se concentra en su propio centro frío, salido apenas de la cálida sensualidad envolvente, y, de pronto, sin saber cómo, sobre el último límite de lo exhausto, nos entrega un destello blanco que despide , con un helado adiós, al vago poniente. He aquí que llega a lo esencial, ahora, este español de tres mundos (España, América, la muerte...) pura tensión de ala, como lo quiso, sumido ya no en la oleada hermosa, sino en el buceo de lo claro, puro en la luz y buscando la luz dentro de ella misma, obseso, pertinaz, incorpóreo, abstracto, subiendo cada día nuevas cimas de nieve que él inventaba, caído entre sus propias laderas blancas. por los diamantes hechos trizas, cegado, parpadeante, tenso, neto, encontrándose con Guillén en su observatorio particular,  a cuestas con lo clásico en su ancestro mediterráneo. Ahora está dentro de su pura unidad, rodado por entre sus propios biseles, caído al pié de su montaña neoclásica sobrerreal en cuya base suena una nota lánguida, perdida entre los dejos, los reflejos y los espejos, y en cuya cima hay un cristal denso, desnudo, inmaterial, alma".
              D. A.

JUAN RAMÓN JIMENEZ DESDE RAIMUNDO LIDA

Páginas acerca del "estilo" de J. R. J., en las cuales Raimundo Lida  -cercando al símil- anota algunos rasgos  que al recogerlos dejan al poeta de Moguer fuera de toda escuela, no obstante hallarse tan cerca del Simbolismo y la Poesía Pura europeos, y aún del Modrnismo hispanoamericano.  Es la ascendencia que sobre él tuvieron Rubén Darío y J. A. Silva, con el especial "caso" del NOCTURNO, donde el motivo pasa de la sensibilidad inmediata al pensamiento visionario.

 El mundo deja de estar porque el espíritu se ha rozado con la materia de algo que acaso le será eternamente ajeno, de donde nace el valor del "yo" creador ante la persona privada, diferencia que estableció Luis Cernuda en la relación del historial de su obra. A Jiménez, dedica el poema:  "J. R. J. Contempla el crepúsculo", abriendonos a la poética de quien en Colombia hizo posible la estética de la Generación de Piedra y Cielo.

Para Raimundo Lida , hay un especial acento en el símil, del cual saltamos a las analogías y a los tiempos líricos: "Las situaciones pasadas se expresan casi siempre en imperfecto: `Doraba la luna el río...´. El poeta no enumera los hechos pasados como tales; vuelve a estar en su viva presencia. No describe el paisaje mismo, sino el cuadro que le ha quedado en los ojos. Su mirada no se dispara hacia la luna y el río; se refrena, se vuelve hacia adentro, doblegada estéticamente. El Mallarmé de la PROSE POUR DES ESSEINTES podía suspirar por una `île faite de vue et non de vision´. Para Juan Ramón Jiménez la visión vale más que lo visto".

 El síml  es el centro de gravedad, que deshace las visibles fronteras de las cosas para ir a la zona invisible en la cual se unen para eternizarse: "Es que los `siempres´y  los `lejos´ no se reducen en Juan Ramón Jiménez a nexos abstractos...El anhelo de fuga, el arranque vehemente de ese  `hacia´..., en el  `¡hacia todo´  -su `Siempre´. sic.-  del DIARIO, impetuoso salto al infinito...: siempre ese afán de lanzarse fuera del mundo". Y dirá por ello Juan Ramón: "Entre la tarde de otoño...sube un humo dulce y blanco". O en el poema "Nada", en cuyos versos una pregunta invalida el mundo, pero no nuestra estancia en él:  "Y soy yo sólo el pensamiento mío".

domingo, 25 de marzo de 2012

PARA BLOG: LA ORDEN DE LA DESESPERANZA

TRES MORILLAS

Tres morillas me enamoran
en Jaén:
Axa y Fátima y Marien.

Tres morillas tan garridas
iban a coger olivas,
y hallábanlas cogidas
en Jaén:
Axa y Fátima y Marién.

Y hallábanlas cogidas
y tornaban desmaídas
y las colores perdidas
en Jaén:
Axa y Fátima y Marién.

Tres morillacas tan lozanas
iban a coger manzanas
a Jaén:
Axa y Fátima y Marién...

sábado, 24 de marzo de 2012

DON JORGE GULLÉN POR RAMÓN DE ZUBIRÍA

"Asombro de ser: Cantar".
                               J. G.

"Principiaremos por señalar cómo la obra de Guillén representa la más lograda aspiración de retorno al camino central de la poesía... Sencillamente poesía, pero poesía sin adjativos. No poesía sentimental, ideológica o plástica, o musical, etc., sino poesía a secas, en la que cabe todo por estar traducido a lo que él llama  `lenguaje de poema´, es decir, a un lenguaje irreductible a su traslación en prosa... Otro rasgo fundamental de su obra, que igualmente queremos señalar, es el de su temática, cuya breve formulación podría ser la siguiente: el júbilo de ser y estar en el mundo. Poesía, por consiguiente original, en el más estricto sentido de la palabra, ya que vuelve a los orígenes del hombre, o radical, ya que se remonta a la raíz de las cosas, a su ser y existir. Por otro lado, aunque no pura, sí purificadora de lo humano esencial, sólo es ventura y manadero de dicha absoluta:
¿Qué es ventura? Lo que es.

Ser, nada más. Y basta.
Es la absoluta dicha.
`Pero advirtamos que el ser de que aquí se habla no corresponde a su noción abstracta e intemporal, sino todo lo contrario, ya que a Guillén lo que le interesa es el ser situado en el tiempo, es decir, cumplido como realidad en la infinita variedad de criaturas que pueblan el mundo. A esas criaturas  -y con los ojos de la cara muy abiertos-  dirige el poeta su atención. Por ello Blecua encontraba en la mirada la raíz de la poesía guilleniana y decía de CÁNTICO que era la traducción gozosa de la felicidad del poeta que ve, que es.
`Y lo que ve es eso: un mundo lleno de maravillas concretas, de claridad espacial, en el que las cosas evidencian nítidamente sus formas y volúmenes, innundado, por otra parte, de claridad temporal, para decirlo con palabras del propio poeta, `es un día parado en su mediodía´.
`De la visión luminosa de ese mundo se desemboca en el canto, en el CÁNTICO, de Guillén, el cual no comporta emoción de laude de tipo religioso, ni actitud filosófica particular, sino sólo  asombro por el gozo de ser , reverencia por la vida, júbilo ante la vida y sus múltiples formas"
                                                                                                            R. de Z.

NOSTALGIA POR SAUDADE

Que la nostalgia es nobleza de alma, lo dice el alma cuando está nostálgica sin causa, sin un por qué, en la matización de todo hablar poético que es perder las lineas que separan a seres, a cosas y a instantes. ¿A qué decir en poesía aquello que es del callar, y que se sabe no en lo verdadero sino en lo nostágico, que vuela por encima de verdad y mentira, que viaja por senderos ya destruídos por no haber sido nunca transitados? Los del ALMA: ella "es" porque no está y se busca en el no-ser; ella no es sino que sólo está "per se", y es así como es, como puede estar e ir al decir de un verso como el pájaro va a la rama última, la al fin escogida porque le da acogida. úsqueda vuelta encuenro, y encuenro vuelto pérdida para ser,de nuevo, búsqueda infinita, entre lo ilímite que sa da en círculos, cuando al cerrarse se abren, cuando al abrirse pierden todo horizonte: P. R., tu SABLE MOUVENT:

"Cheval erdu dans láir
Aprés la cavalcade
Mirages du désert
Oasis u cascade

Je suis sorti du port
Par un étroit pasage
Et je rentre à la mort
Démui de bagage...

Es, ahora, la vida de la vida entre las leves ondulaciones del corazón que deja de sabrse para darse, y se da al decirse, al poetizar que es el lugar de encuentro con el Ser como (Ser cruzado de Jünger) ausencia y nostalgia de ser... Entonces, no se hace preciso comprender, si de lo incomprensible nacen toda lógica, retórica o razón. De Corominas: "Deseo doloroso de regresar. Voz internacional, creada por Johannes Hofer en 1688 con el gr. `nostos´, regreso y  `algos´, dolor.

viernes, 23 de marzo de 2012

DE LA EMOCION LLAMADA POESIA

"No recuerdo ya, con bastante precisión para poder citarlo, el nombre de célebre cirujano que decía no haber podido  nunca hallar un alma en la punta de su escalpelo... Y el poeta escribe. Escribe primero para revelarse a sí mismo, saber de qué es capaz, para intentarla ambiciosa aventura de acceder acaso un día al dominio feérico, cuya insuperable nostalgia le dieron las obras que ama. Si está realmente señalado, no necesita mucho tiempo para sentir y comprender  que lo que le importa es llegar a esclarecer lo que tiene de más desconocido dentro de sí, de más secreto, de más oculto, de más difícil descubrimiento, de único. Y, si no equivoca el camino, pronto llegará a lo más simple...Pues el choque poético no es de la misma naturaleza que el de las ideas, que nos enseñan y aportan desde afuera algo que ignorábamos; es una revelación de algo que llevábamos oscuramente en nosotros..."

                                                                                         PIERRE REVERDY

jueves, 22 de marzo de 2012

POEMAS DEL INVIERNO

Editados por GOLPE DE DADOS, a la poesía de Mario Rivero llegan LOS POEMAS DEL INVIERNO como una estación que es también una edad, a cuya última luz se unen las imágenes y el pensamiento. Con su venida desciende la belleza de la al fin lograda serenidad, la paz de las certezas, la de la aceptación, de la desprotección como abrigo final y la soledad esenciales a la vida. Van al recogimiento, en el cual se abren las palabras a lo interior de los seres o a su vida, a la vez secreta y cotidiana, sola, única y compartida, al amor que ya es duelo y hace que el verso esté en comunión impar con lo oculto, callado o sagrado en el azar y dolor de vivir tras las rejas del tiempo. Imvierno es estación de un final, estancia de algo que concluye, cuando, al decir de Hernando Valencia Goelkel, sólo puede producirse ló lírico; pero aquí está la  niebla que rodea a los utensilios de los ya eternos oficios del día, de cada día, de "los días que uno tras otro son la vida", con Aurelio Arturo (de quien se dispidió Rivero para verlo en el día siguiente y no llegó: había muerto), ahora en un monocorde darse aislado de los más próximos seres o en las tristeza de las más conocidas superficies de los objetos que acompañan a la vida íntima: sus superficies y nuestros ojos que en ellas descubren el huír fatigado de una felicidad que, justamente, sólo en las superficies pudo darse. Llueve y cae un agua del cielo en la fuente del patio, centro de puertas próximas a cerarse, a dejarse cerradas, a olvidarse...
                                                                             J. G. M.

UNA RAZÓN DE SER

Los fragmentos, casi plasmados a manera de DIARIO, de este BLOG: VOCES DEL VIGÍA, sirven de soporte, al tiempo que desean entregar instrumentos de estudio desde la unión de ciencia y analogía, estudio exégesis y creación, a las sesiones del Seminario privado MONTE LU. ¿Cuál es su finalidad, si se basan también en los principios de la Razón Poética de María zambrano, la Razón Vital de Ortega y Gasset o la Filosofía de la Vida de W. Dilthey. Lo anterior con la convicción que expresa A. Uribe Rueda  en su "Dique Iluminado", de que  Latinoamérica y Colombia hacen parte "sin solución de continuidad" de la gestación, anécdota, realidad, verdad y desarrollo de Europa como definición de Occidente. Está su cruce con Oriente, tanto del Asia como  del ámbito de lo Precolombino, y el darse en nuestro suelo hoy una búsqueda de identidad y unificación de nuestro ser, allende la mar para España, y aquende el mar para el Nuevo Mundo que nos revela, más que lo gótico, lo antiguo y místico de la vida cotidiana. Es un deber de ser al lado de un inesquivable ya imperativo de esencialidad en todos acto y palabra nuestros, y en todo escrito de saber en cuanto a la expresión poética. Cuenta con nuestra tradición, enmarcada a la vez en la historia nacional y en la metafísica, en el hombre colombiano y en la mística universal, algo a lo cual aludió Eduardo Mendoza Varela en escritos (sólo como ejemplo) acerca de la Madre Francisca Josefa de Castillo, primer autor de Colombia. ¿Llamado, no al conocimiento sino a la lucidez? Tal vez se trate de poner en movimiento una disidente figura del espíritu, hoy, cuando todo ya y en el mundo todo, ha dado un vuelco a la vez tajante y sin retorno: ¿Cómo situarnos en  el mundo de hoy y de aquí, en vibración al unísono con el azar y el refugio que no es evasión sino preservación, y en urgencia compartida? Tal vez, como cuando no dormitaba en buen Homero, la poetización vuelva a atar sus hilos  a una postura también política, por esa forma, la más alta de crítica a la sociedad, que es la Metáfora. Si algo espiritual o interior ha llegado a nuestras manos, debemos (en gratitud, deuda y obligación), dejarlo en o darlo a nuevas manos. Un ser llamado desde la lucidez al conocimiento de la misión, hoy más definitiva y honda o trascendente que nunca antes, de La Poesía. Debemos partir de instancias como la noción del ser humano en el poeta que inicia nuestra privada Modernidad, República: José Asunción Silva ( si está en la otra cara de la moneda el POPOL VUH),  pero también ir a la vista total del espíritu en su descenso a la historia, que desde otra latitud (Venecia., o la isla frente a la ciudad de los canales), el poeta norteamericano Ezra Pound, por citar sólo el nombre de alguien cuya fotografía directa,  desde los anaqueles de cantos dorados del DICCIONARIO DE CONSTRUCCIÓN Y REGIMEN DE LA LENGUA CASTELLANA, preside: sesiónes o lecciónes y lecturas comentadas, contemplación, creación y acción en Vida y Poesía para "hacer" aquello que aún no hemos sido.

MARIA TERESA CRISTINA Y JORGE ISAACS

La investigadora y profesora italiana radicada en Colombia María Teresa Cristina inició, hace al menos tres décadas, su actividad "In Vestigium", soporándola con el más exahustivo aparato filológico, documental, de noticias, datos, leyendas, escritos y huellas sobre la vida y la obra del autor de la "Novela Fundacional " de Colomba: MARÍA. La obra toda de Isaacs, que una vez editáda pasará los diez volúmenes, en temas como la educación, la antropología, la lingúística en cuanto a las lenguas indígenes (por ej. el habla de las tribus del Magdalena), la política, pues fué Parlamentario y, por supuesto, con el pensamiento creador ya moderno: la poesía. Trabaja sobre sus manuscritos o sobre artículos de prensa que ha "descubierto" en personal y privado viajar por todo el país, no obstante fijar su nombre como profesora de la Universidad Nacional de Colombia, en su Departamento de Literatura.

El acopio de erudición y de exégesis era y es impensable en un catedrático de formación solamente colombiana, de ahí la deuda impar que nuestro país tiene con ella y que debe ser consignada como desvelo y trabajo que continúa haciéndose y haciéndonos. De MARIA se trata de una edición a la vez crítica y comentada, sin contar con la ampliación de su suelo y horizonte en los prólogos y notas que la cercan. Es edición, en proyecto total del paso con lupa de los manuscritos a las prensas, de una Escuela de Derecho. Pero  en el inico del Prólogo a la novela dice la Profesora Cristina, para pasar a un trabajo de arqueología literaria, semejante al que en el alma de esta nación que no se explica por el resto de Hispaniamérica, realizó Isaacs: "La información que se divulga acerca de este autor, en la prensa,  y aún en medios escolares y académicos, es parcial y deformada: Isaacs sigue siendo en gran parte un desconocido... El resto de su obra sigue olvidada en bibliotecas y archivos". OBRAS COMPLETAS desde fuentes primarias. Periodista también Isaacs en postura política crítica, ajena al Costunbismo y al Romanticismo que superficialmete y sin estudio real La Academia lo fija, su legado nos llega de manos de quien hoy, en la urdimbre humana, ama y sigue la labor en nuestro suelo de su compatriota Agustín Codazzi.

lunes, 19 de marzo de 2012

LEON DE GREIFF

Cuando, con Fernando Charry Lara y Giovanni Quessep, fuimos a acompañar  a León de Greiff en su féretro o escultura yacente, alguien detrás nuestro, tal vez el poeta de Piedra y Cielo Arturo Camacho Ramirez, exclamó al verlo:  "Quedó igual al ermitaño de la Leyenda Dorada"... Años atrás, con la creación de la REVISTA DE POESÍA GOLPE DE DADOS, fuimos, los atrás nombrados con Mario Rivero, a solicitarle un poema. Nos entregó sin vacilar su "Retrato de Segismundo (junior)".

Este poema llama la atención por varias cosas esenciales. La primera es la definición que en sus versos hace de la creación poética: "Trovar es encontrar ¡oh gentes brutas!. Luego la definición descriptiva o anecdótica de sí mismo: "Sobre el papel soy Andrés Doria", y reparemos que éste no es un cantor sino un navegante y pirata. Al inicio, se identifica con el protagonista del poema, y allí sí se muestra como poeta, tras decir que es un viking mejor que Carlos XII: "Mejor que todo aquello soy trovero". Y alude a sus ciertos ancestros en la nobleza sueca:

Ex- Bogislao. De Gustavo Wasa
Segundo Adolfo, el Grande, el Rey de Hielo,
soldados hubo del solar y casa
de los von Greiff, frente a la bala rasa
y al claro acero, Bogislaos! Basa
mía de Reyes. Tú, villano, pasa...
Bogislao en postrer mi nono abuelo.

El poema tiene catorce estrofas de versos de  "arte mayor", y lo que resulta de más aleccionador interés, es la duración de su elaboración:  Febrero 19 de 1945-Septiembre 23 de 1970.  Entre esas fechasa se define como poeta de los simples, Santo como Francisco de Asis, entre pureza y éxtasis, con lo cual traza un hilo entre el poetizar y la experiencia mística, no afiliada a religión alguna. Y, por último, se sitúa al lado de Paul Valery, cuando éste afirmó que por encima de las influencias oía a sus papagallos interiores: Abundo -dice de Greiff-, si no en riquezas, en mis diminutas- posesiones". Son los mismos "objetos interiores" únicos -exclusivos y excluyentes- que hacen al poeta auténtico en el ideario del alemán del s. XX: Gottfried Benn.

domingo, 18 de marzo de 2012

HORA NOCTURNA



Nocturna hora que se me acaba
mientras lo pienso, medito, entiendo,
y ya esta noche se va extinguiendo.
Afuera un pájaro dice: Es el día.

Nocturna hora que se me acaba
mientras lo pienso, medito, entiendo,
y ya el invierno se va extinguiendo.
Afuera un pájaro dice: Es abril.

Nocturna hora que se me acaba
mientras lo pienso, medito, entiendo.
Afuera un pájaro dice: Es la muerte.

                             KARL KRAUS

LA POESIA: UNICA CIENCIA EXACTA

"Cuando empleamos hoy la palabra `ciencia´, significa algo que difiere esencialmente de la `doctrina´ y la `scientia´ en la Edad Media, pero también de  la `episteme griega´. La ciencia griega jamás fué exacta y esto ya que en vista de su esencia no podía ser exacta ni requería serlo. De allí que carezca de sentido pensar que la ciencia moderna sea más exacta que la de la antigüedad. Por ello tampoco se puede decir que la teoría de Galileo de la caída libre de los cuerpos sea verdadera, y la de Aristóteles  -según la cual los cuerpos livianos tienden hacia arriba- sea falsa, puesto que la concepción griega de la esencia del cuerpo y del lugar y de la relación entre los dos reposa sobre una interpretación distinta del ente y condiciona por lo mismo una manera diferente de ver e interrogar los procesos de la naturaleza. Nadie se atreve a sostener que la poesía de Shakespeare sea más avanzada que la de Esquilo. Más imposible aún es decir que la concepción moderna del ente es más correcta que la griega. Si queremos entender la esencia de la ciencia moderna, tenemos que liberarnos de la costumbre de hacer comparaciones entre la ciencia más nueva y la más antigua con base en una gradación desde el punto de vista del progreso...

`El hombre sólo puede saber (es decir abrigar en su verdad), aquello incalculable en el preguntar creador y en el plasmar pariendo de la fuerza de la verdadera reflexión... Hörderlin lo sabía. Su poema titulado `A  los alemanes´concluye:

Cierto que nuestro tiempo de vida es limitado,
y que nuestros años los vemos y contamos,
pero los años de los pueblos,
¿los han visto ojos mortales?

Aún si el alma sobre tu propio tiempo
vibra con nostalgia, doliente quedas
en la fría orilla
en donde están los tuyos y jamás los conoces´.".

                                                                         MARTIN HEIDEGGER

MONTE LU

El encabezado de estas líneas es el nombre que reciben las lecciones -próximas a la modalidad de Seminario- que apuntan (con el subtítulo "Vida y Poesía") al manatial de las fuentes de la creación poética, fuentes a la vez afectivas, de pensamiento y de composición. Provienen de la Razón Poética, cuyo suelo fértil está dado por la materia de la evocación y de la intuición, por la propia anécdota personal de quienes las leciben, con su individual versión del legado de la Poesía, de la Cultura y aún de la Filosofía. Con esta última, otra piedra de toque es dada por el ideario del pensador colombiano Danilo Cruz Vélez y los desarrollos de su creeencia en el misterio del lenguaje.

Pero en la composición poética entran la ausencia y la contemplación, como es también seguida por el "azar", la angustia, el sufrimiento y el ideal. también lo ausente  y lo indecible, que no está en uno de los grados del Ser sino en una de sus Dimensiones, a las cuales se abre intocada de la vida. De ellas se hace cargo, con la historia, el poeta o quien horada en sí mismo para hallar su intransferible voz en verso. Otra instancia esencial son las POÉTICAS, o lo que los poetas del pasado y del presente han pensado y piensan acerca de La poesía y de su propo poetizar; hace en ese instante aparición en escena la célebre o clásica, ya en su formulación, por las lecciones de Letras, imaginadas de Juan de Mairena: "Metafísica de entre casa". No es la Teoría de la Literatura o su ciencia la que explica al poema, sino el lector, desde su ítima postura ante sí, y lo Absoluto,  emparentada  (sólo desde el horizonte psyquico), con la de quien canta, vive en su esencia nostálgica y,en la certeza de que la Poesía no es Literatura, al fin, ora.

                                                                                                                   J. G. M.

sábado, 17 de marzo de 2012

VIDAS EN ALTO por GUSTAVO WILCHES BAUTISTA

Jorge Gaitán Durán y Eduardo Cote Lamus, autores estudiados hoy en MONTE LU, Seminario de Vida y Poesía. Ya preguntamos: ¿qué se pone en favor de un testimonio, la cercanía o la lejanía, el distanciarse o el aproximarse? Coetáneo y amigo de uno y otro, más aún de Cote Lamus, de quien fuera Wilches colega en lides parlamentarias, diplomáticas y poéticas, aquí tiene cabida el sentido crítico de sí mismo, como el sentimiento que desglosa las zonas afectivas y de actuación de estos ciclos vitales ya cerrados en cuanto a su anécdota (los otros dos nombres son el del también colega de Wilches y luego Presidente de Colombia, Virgilio Barco Vargas, y la de uno de los iniciadores del Humanismo contemporáneo entre nosotros, Lucio Pabón Núñés, con su adhesión al Instituto Caro y Cuervo.

VIDAS EN ALTO, ed. Cámara de Comercio de Cúcuta. La relación en esa fluidez, propia de una maestría alcanzada, pasa al tejido, aún al entretejersa para darse, de las ideas y de los afectos para el tapiz de un actual y de un vivir. ¿Qué es ese al fin inucuo episodio de pasar por la vida? Recordaríamos aquí al poeta español del 27, Luis Cernuda, de quien en la baranda de un barco es recordada la fotografía que le hizo Ramón de Zubiría: "Hay en la vida  quienes dejan que la vida les viva, y hay quienes imponen a la vida dirección y sentido". Hay en los ensayos sobre Gaitán Durán y Cote Lamus, al tiempo con la distancia entre sus vidas, el paralelismo entre sus obras.: Hispanoamérica, Alemania, España y Francia; Rilke y André Bretón entrelazados con Quevedo y Jorge Manrique, con EL ARCO Y LAS LIRA y SER Y TIEMPO...
                                                                                         J. G. M.

martes, 13 de marzo de 2012

BLOG: VOCES DEL VIGÍA, PARA LO POÉTICO, EL POEMA Y LA POESÍA EN EL SEMINARIO : MONTE LU, VIDA Y POESÍA

"Las palabras están en situación", fué la certeza que consignó Jorge Gaitán Durán en el pótrico de su revista MITO. Asi,  los fragmentos o "entradas",  semejantes a escolios, que puedan serlo a un texto ya explícito, del Blog: VOCES DEL VIGÍA, dejan una sucesión de señales en las almenas del castillo interior de quienes asisten a sus sesiones en busca de su íntimo vibrar, su personal saber y su secreto hacer como trabajo en y dentro de la "creación poética", y aún  fuera de ella, que es preservar  su centro intocado;  a un tiempo creación del propio espíritu  entre la translación de los signos, y signo entre todo cuanto en nuestro ser pueda hacerse esencial. Allí está y aquí la: IDEA DE LA HISPANIDAD, de M. García Morente...

Con su ideario están, obviamente por su raíz en el suelo dealguna verdad  de Colombia, del lado de lo Hispánico y de lo Latinoamericano en cuanto Norte, aliento y alimento  para un Contemplar el lenguaje en su silencio y en su misterio, también precolombinos, a través de poemas  de autores ya cimales y de los poemas de quienes a cada lección asisten para cumplir con el llamado, más universal de "La Rosa de los Vientos, o de la navegación -incierta siempre- en aguas de la mar del propio existir y del intransferible decir en la elevación de aquello que la naturaleza y lo sacro han depositado en nuestras manos y en nuestra alma. En el editorial a la revista GOLPE DA DADOS, Fernando Charry  Lara observó: "De tiempo atrás viene deplorándose el enmudecimiento de los poetas en tierra que ingenuamente suponía estar predestinada a la expresión poética..." Para añadir: "Fué Baudelaire quien dijo aquello de que los escritores existen a pesar de las naciones".

Su horizonte es, sí, la Hispanidad en cuanto ámbito, definida  por alguien muy próximo a Colombia, Manuel García Morente,  como estilo que viene de un indescifrable crisol de sangres y de un idioma exepcional por sus tensiones unificadoras, el del habla de Castilla, producto concreto del espíritu de España, que en las naciones de América se hace estilo y nación ante e igualmente dentro, sean el caso, lo anglosajón o lo oriental, lo hindú,  o los tesoros del Continente de color -esencia éste último entre nosotros- para unificarlos y crearse con ellos, en unión de destino,deser y darse, de azar y de caracter, esto es, de vida y muerte, como ir a lo humano más pleno, que pueda convertirse, no en la seguridad de algún saber, sino sólo o nada más que en testimonio de verdad humana.

lunes, 12 de marzo de 2012

¿CÓMO ROZAR LA VISIÓN POÉTICA?

Para que el tacto alcance en algo al invisible  fenómeno poético, hay que investirse de un espíritu antiguo, y en la tradición occidental de la cual América hace parte, de un temple medieval. Este no se define por el intento de dar valor a la racionalidad sino a lo agónico. Agonía, literalmente, es lucha (de "agonos") o tensión que no disocia el pensar y el ser, o lo poético y el razonar, transladándolos al  escenario no ya de la lógica sino de la intuición. Lo ilógico es lo único susceptible de hacerse intemporal. Es el ver en la oscuridad, o en un recinto alumbrado por una débil llama que da movimientos a las sombras.

Para volver a hoy, con Sylvia Plath, diremos: "No había dormido por más de vintiuna noches. Se me hacía que la cosa más hermosa del mundo deberían ser las sombras. Había sombras en las gavetas, en los clósets, en las maletas, sombras bajo las casas y árboles y piedras, y sombras en lo profundo de los ojos de la gente..." ¿Mirar esa oscuridad que ilumina, sacar luz de las sombras? Medievales por permanecer en el ámbito de la naturaleza, que hace que la visión actúe justamente en la sombra y no en la claridad. La Edad Media, oscuridad que ilumina.

Poesía es también Contemplación, desde los eremitas que hicieron la sabiduría del desierto. Ahora, haciendo uno de todos los tiempos y en la sinestesia de lo sacro, que hace posible las Catedrales,  con André Bretón: "El ojo existe en estado salvaje. Las Maravillas de la tierra a treinta metros de altura, las Maravillas del mar a treinta metros de profundidad, no tienen más testigo que el ojo natural, que, en lo referente a colores, lo relaciona todo con el arco iris. Dirige el intercambio convencional de señales que exige, tal parece, la navegación del espíritu". Intuír es ver. En el siglo XI lenguas ROMANCES en formación eran más perfectas para adaptarse al alma de las cosas que las hoy ya agotadas por el uso, en el reino de la necesidad,  lo mismo que el ver en el cerco insalvable de la utilidad, y por ello así finaliza Bretón con el misterio: "¿Pero quien levantará la escala de la visión?

domingo, 11 de marzo de 2012

ANIMA Y ANIMUS

"Cómo olvidar -apunta Daniel Arango en sus palabras sobre la estética contemporánea- la parábola de Claudel, en donde, al margen de su intención mística, Animus personifica la poética y Anima la poesía?`...Anima es una ignorante, una tonta que nunca fué a la escuela, mientras que Animus sabe un montón de cosas, leyó un montón de cosas en los libros... Todos sus amigos dicen que nadie sabe hablar como él. Anima no  tiene derecho a decir una palabra...él sabe mejor que ella lo que ella quiere decir. Un día que Animus volvía de improviso a la casa... oyó que Anima cantaba sola, detrás de la puerta cerrada una curiosa canción. No había manera de encontrar la clave, una extraña y maravillosa canción...´". Y en otro lugar dijo Arango: "Yo en realidad no puedo mirar la poesía sino como una fuerza perpetuamente libre, como un encanto superior que aparece en cualquier sitio, el más adverso, y es capaz de nacer también, como Dios, en un establo. El ideal purista de la poesía nos ha llevado a lo lateral y ha mermado en efecto su capacidad de milagro...La poesía está aquí y allá, en el dolor y fuera de él, en las palabras o en su significado"

MÉXICO

Mi encuentro - nuestro, pues viajaba con mi colega académica y esposa desde la Universidad de Los Andes, María Mercerdes Arias- con México, fué en la noche. Del aeropuerto al Hotel Presidente Chapultepec, en el penúltimo piso frente al lago de Chapultepec. Entre los libros del recibimiento, una de las cifras del ser mexicano, colonial, en edición faccimilar: EL GALLO PITAGÓRICO. Intenté, sin éxito, buscar al poeta Francisco Cervantes. A la mañana siguiente, un lujoso transporte de nuevo hacia el aeropuerto, y el encuentro con Martín de Riquer, pues viajábamos hacia Guanajuato, en Aeroméxico  y su llegada a León, al Congreso Intrnacional sobre EL QUIJOTE,  de la "Fundación Cervantina Eulalio Ferrer" Entonces el Museo Iconográfico del Quijote, bella edificación de corte republicano.

El hospedaje fué en el Prador San Javier, en las afueras de Guanajuato, y en él el esplendor colonial de un México cifrado por los pájaros. Luego, a la Universidad, en cuya Aula Máxima se realizarían las conferencias. Allí, Antonio Saura, de España, hermano de Carlos Saura, pintor de cuyos labios seguí todas las anécdotas de la filmación de "Carmen". De Eulalio Ferrer, una investigación sólo posible en este más áspero aire de la más transparente región de América (dibujada por la mano y la sonrisa entrañables de José Luis Cuevas) que dió en el libro: TRILOGÍAS, con el subtítulo, "La influencia del tres en la vida mexicana"..

Eulalio Ferrer, personalmente para nosotros,  español de Santander, radicado a raíz de la guerra civil en el D. F. Con él las figuras de Octavio Paz y José emilio Pacheco. Hoy las de Marco Antonio Campos,  Elsa Cross y Jéssica Gonzalez Frietsche, autora en poesía de SI DE ALGUNA FORMA EN LA TIERRA, en cuyo prólogo dice Raún Renán, ser y poeta ya legendario: "La incesante búsqueda del poema dentro del poema la llevó a un asentamiento de su voz, pausado proceso en el que el poema cobra vida". Pero en nuestro viaje,  allí, en Guanajuato y llegado de España, Angel González al lado de Fernando Lázaro Carreter, de Estados Unidos, el entrañable Jarolsalv Zimic y su amor por el poeta preferido de Cervantes: Garcilaso.

 El salto de regreso  esencial -por avión- es  del paraninfo de La Universidad a las Pirámides aztecas próximas a la ciudad de México, a la vuelta del congreso,  acerca de cuyo escenario escribe Armando Olivares: "Un ímpetu de fuego señalaba ya en la edad remota el sitio de Guanajuato como lugar de rebeldías. Los cantiles de La Bufa endureciéndose en el impulso levantisco,ahí donde sólo el águila, que es ave solar, se permite hacer nido entre los prismas de los riscos, dominando con su gesto altanero la domesticidad de los horizontes de Bajío".

Vuelta  de Guanajuato a Ciudad de México, sí, para queder, en cuanto a mí respecta,  con una imagen futura del pasado; círculo de figuras a la vez de la emoción que interpreta el Cosmos y crea el rito, o del mito a la razón de todos los ancestros y de lo intemporal, la: PIEDRA DE SOL, allí, bajo las luces, en la sala especial a ella reservada en el Museo Antropológico...

JORGE GAITÁN DURÁN Y SU: SI MAÑANA DESPIERTO

SI MAÑANA DESPIERTO es en poesía el libro último de Jorge Garitán Durán, presidido por la luz, la canícula del mediodía y el violento, casi insaciable gesto de a un tiempo crear y abolir los límites de la conciencia. Libro acerca del cual apunta, su par en la Generación de Mito, Fernando Charry Lara: "Me recordó este título, sigue recordándome sin proponérselo, aquellos versos de Ramón López Velarde: `Lumbre divina, en cuyas lenguas cada mañana me despierto:- un día, al entreabrir los ojos-, antes que muera estaré muerto´...

`La combinación de poesías y textos de prosa, en esas páginas, obedece  a un rasgo acentuado de manera cada vez más firme en la obra de Gaitán Durán. El poema busca, más allá de las palabras y de la imagen, ese innombrable momento en el que la emoción inteletual coincide con la vibración lírica". Y más adelante afirma Charry Lara: "Los fragmentos en prosa del DIARIO, que acompañan a los poemas de SI MAÑANA DESPIERTO, no se proponen un designio poético inmediato...Entre éstos vuelve el erotismo, entendido tanto en lo que se refiere al desnudo y deslumbrador momento de la conjunción amorosa, como a sus proyecciones hacia la muerte, el vacío y la soledad humana. La invasión fúnebre penetra fantasmalmente dos seres que se confunden en el abrazo. Una copa de terror bebe el amante junto al cuerpo amado..."

La luz es vértigo y éxtasis, aún amor trascendente:

Únicamente por reunirse con Sofía von Kühn
Amante de trece años, Novalis creyó en el otro mundo.
Mas yo creo en soles, nieves árboles,
en la mariposa blanca sobre la rosa roja...

Y añade Charry: "En la poesía de Gaitán Durán persevera, en ráfagas insaciables, una voluptuosidad que se mira a sí misma. Preocupada, su actitud persigue el descubrimiento de aspectos recónditos de los que a primera vista se sospechan en el amor. `Los cuerpos yuntados -dice- son himno, poema, palabra. El poema es acto erótico´. Comprueba que el hombre y la mujer que se aman son calavera y son huesos y son muerte antes de la muerte. El epígrafe de Quevedo, insistente de ruinas y defunciones, nos da una de las claves de este hermoso libro".

VERSOS DEL CABALLERO EN LA ORDEN DE LA DESESPERANZA

AQUÍ
Aquí algunos
Fragmentos de mis voces,
Cuando de vigía hice,
Que otra era esa navegación,
Lejos de mis almenas, del puente
Levadizo hacia mi alma y hacia mis
Armas, cuando, aún más lejos del Solar
De mis Gracias, callé o fuí acallado
Pues otra causa era la ofrecida
Otro el emblema en armas ayer
Blancas. Y viajaba por landas, junto a
Lagos de llanto en la desesperanza; sí que
Mejor me hubiera sido, con los ojos
Ya puestos en el cielo, aunque aún
En el vuelo de La Caza, y
En medio de la oscura marea humana:
Monje en la Orden del Desprendimiento...

Y AHORA
Y ahora el viento
Canta entre mi Yelmo,
Entre mis huesos alza su canción
A lo finito por más verdadero
Para orar, para componer versos
No ya de trovadores sino de olvidados
Juglares, que a la su gesta
Si escrita estaba en el iris, en las pupilas
De sus ojos, y de su espera
Partieron para hacerla y relatarla
Al son de este viento. Me lo dijeron:
"Vive si puedes", también por la caída
Entre mis manos, si en mi corazón de sí al fin dejado.

QUÉ
Qué distante
La orilla de los seres
Si que tan enemiga por amada.
¡Ay! Entre la fronda, también
Una oscura paloma quisiera abrigarse,
No entre mi armadura
En un rincón de la vigilia puesta
Por azar y destino, por el silencio a voces
Del vigía, o por las hojas
Si por las iluminaciones del pasado,
Que por el viento caen a mis pies
Si está viva la savia aún en sus venas,
Si está el amor aún a lo amado
Aún en la enseña del escudo, la del duelo
De ser, no haber sido, de no poder hacer
Ya nada o a mí mismo,
Como el segador con sus gavillas
En el aire del tiempo, que a una nube
Ascienden, esa del No-saber, del no ser visto
(Ahora, si puedes, vive...)
Por los adoradores de los signos, ya que los cirios...

sábado, 10 de marzo de 2012

EL SILENCIO

El silencio no es no-oír; es oír el silencio... Pero cuando callamos, nuestro silenciarnos también es interrumpido por las imágenes, por las figuras de la imaginación que sin control nos asaltan. Las sensaciones se superponen a las emociones, haciendo que en el silencio se de un movimiento armónico de todo nustro ser. También los recuerdos o la memoria interrumpen la posible relación que con el Absoluto se abre ante nosotros. El lenguaje como objeto interior desaparece -y al desaparecer entramos en contacto también con su esencia y misterio, para dejar lugar a una contemplación que al mirar hacia lo despojado llega a una plenitud. Del despojamiento interior nos llegan, pues, los materiales del silencio. La razon, el razonar de todo tipo queda abolido por un sentimiento de orden espiritual. También la angustia o el temor lo interrumpen, la exaltación o el gozo. Vendrá una armonía distinta y distante de todo tipo de "orden" o de ordenación según un paradigma.

Del monje sirio Isaac de Nínive tomamos estas líneas. "Muchos buscan con avidez, pero el único que encuentra es el que permanece en silencio continuo... Todo hombre que encuentra sus delicias en una multitud de palabras, aunque diga en ellas cosas admirables, está vacío interiormente. Si amas la verdad, se amante del silencio". Yañade para luego ir a un "algo" que desde la sacritud nos hace vibrar con y entre el silencio mismo: "Ama el silencio por encima de todas las cosas. Te trae el fruto que la lengua no alcanza a describir. Al principio tenemos que forzarnos a guardar silencio". En ese estadio la mente deja de existir o de gravitar sobre nuestro ser íntimo: "Con sólo practicarlo -concluye el sirio-, como consecuencia de tu esfuerzo, te inundará una luz inenarrable... y después de un breve tiempo, una cierta dulzura nace en el corazón de este ejercicio y el cuerpo se siente embebido casi por la fuerza para permanecer en silencio".

POLACO Y COLOMBIANO

Con una trayectoria académica e intelectual, signada por la perfecta coetaneidad al nacer uno y otro en 1920, el filósofo colombiano Danilo Cruz Vélez y el Padre Caroll Wojtyla adhiriedon en sus años de estudio al  meditar  acerca de la renovación que en la filosofía veía necesaria la Escuela de la Fenomenología. De esa meditación se originó el trabajo de Wojtila, para optar a un grado académico: "Max Sheller y la Etica cristiana", cuyo título original en lengua polaca -aclara Cruz Vélez- es: "Evaluación de las posibilidades de construír una ética cristiana basada en el sistema de Max Scheller".

No es este el lugar para abordar las posiciones del pensador Cruz Vélez y las del Padre Wojtila, pero sí es la hora de llamar la atención sobre el entronque de Colombia con la más estricta tradición de la Metafísica en Europa. En el caso de Cruz Vélez, este entronque hizo posible el libro FILOSOFÍA SIN SUPUESTOS, pero en esta necesariamente lacónica alusión señalamos su ensayo independiente: "Max Sheller y las ideas éticas del padre Wojtila". El intento del PadreWojtila, dice Cruz Vélez, , era: "la restauración de la ética axiológica y de hacerla fructificar en otros campos, principalmente la Filosofía Jurídica y en la Filosofía de la Religión". Para nosotros o para el mundo hispánico, fué y seguirá siendo la constelación que puso en contacto la anécdota vital y académica del sacerdote polaco y del pensador colombiano.

El más esclarecedor párrafo de Cruz Vélez dice: "El Padre Wojtila rechaza los valores y la intuición emocional como base para construír una ética cristiana. Pero también rechaza la razón como dicha base". De aquí en adelante nustra peregrinación será hacia la espiritualidad excepcional y por lo mismo hoy insustituíble
de alguien a quien le sería dado luego el relevo humano en el Solio de San Pedro.

EL SER Y EL TIEMPO

Todo, así en un Ideograma: como el poema se hace pincel  que dibuja las líneas de lo invisible de todo cuanto "es", se transmuta también en manatial -blanca piedra intocada- del viaje de los seres por el río manriqueño del Tiempo. El ser y su pasar; lo que es y su huír, o su paso en medio de otros seres, lento y seguro paso hacia el desaparecer...Es, así mismo, el lecho transparente del huír de esas aguas, a las cuales se abraza dodo cuanto en su más profunda entraña busca permanecer.

Sí, en inicio, las COPLAS, resumen de la Edad Media que  definió al espíritu como lo intemporal...Pero sus versos no hablan ya de un "hacia dónde" sino señalan un "desde dónde", que a su vez define todo aliento poético: un adenro y un afuera, un permanecer en el pasar y un -sin juego de palabras- pasar en el permanecer, dejando al Tiempo la dimensión plena de todo ser, que habita fragmentariamente el espacio.  Aquí la poética e ideario, en el preguntarse,  de Antonio Machado: "Somos víctimas -pensaba yo- de un doble espejismo. Si miramos afuera y procuramos penetrar en las cosas, nuestro mundo externo pierde en solidez, y acaba por disipársenos cuando llegamos a creer que no existe por sí sino por nosotros. Pero si, convencidos de la íntima realidad, miramos adentro, entonces todo nos parece venir de fuera, y es nuestro mundo interior, nosotros mismos, lo que se desvanece. ¿Qué hacer, entonces? Tejer el hilo que nos dan, soñar nuestro sueño, vivir; sólo así podremos lograr el milagro de la generación".

¿Ser, estar, vida o existencia? Con el meditador Manuel García Morente diremos: "Esta existencia de mi vida es lo que el filósofo alemán contemporáneo Heidegger llama `la existencia del ente humano´". Ya para la indescifrable materia de lo poético -y recordemos que Heidegger habló de su pensamiento como de un desarrollo de la poesía de R. M. Rilke- había dicho García Morente: "En nuestra vida `hay´cosas reales, objetos ideales y valores. Cada una de esas esferas ontológicas tiene su propia estructura; y podemos preguntarnos: ¿qué significa eso que yo expreso con la palabra `hay´? ¿qué significa ese `haber´cosas reales, objetos ideales y valores? Ese haber no significa otra cosa que la totalidad de la existencia... " Y añade: Esa existencia entera, total, podemos denominarla muy bien `vida´, mi vida; porque yo no puedo, en modo alguno, soñar siquiera algo que  exista, si no existe de un modo u otro en mi vida". Manantial y lecho de las aguas que se crean y fluyen con nuestra emoción y nuestras horas, señaladas, en lo esencial, también por las campanas y por las palabras.

viernes, 9 de marzo de 2012

DESDE LISIEUX

En los versos de una niña próxima a morir se ilumina el paso del temor al amor...: "La madre Inés es, a los ojos de Teresa (y se lo dice con toda crudeza), `un pajarillo temeroso´. Teresa se había definido a sí misma en su carta de septiembre de 1896 a su hermana María como `un débil pajarillo asaltado por la tempestad; le parece creer que no existe otra cosa que las nubes que le envuelven´, pero un pajarillo que `no teme´...
                                                                                                              J-F. SIX

DE LA VIDA A LA POESÍA

La emoción poética, anterior a su configuración verbal en el poema, se gesta en esa "pregunta por el propio preguntar", que nos asalta en la noche desde lo indecible. Sobreviene a nuestra `psyque´ una peculiar figura de la conciencia de ser, no determinada por el mundo ni por instancias de nuestra propia historia personal (que han de llegar en el siguiente paso), sino por un sólo residir en el Ser, tras la combinación de lo intuitivo, lo emocional, lo sentimental, lo poético y lo metafísico para señalar hacia la nostalgia esencial que hace que ese Ser se una a nuestro ser. Es aquí donde comienza a dibujarse LA VIDA en el marco de la dimensión creadora del ser humano, cuya más alta cifra es LA POESÍA. Ha de hacer su aparecición otra figura: Contemplar...

 Y esta dimensión es palpitación al unísono con todas las presencias, pero al poder ser gozo es también angustia, al poder ser élevación es caída y zozobra. Al haberse dado La poesía en el espíritu, La Vida pregunta por ella  desde sí misma, desde la indeterminación y el círculo todo de nuestros afectos. Este círculo tiene las líneas de las horas, como las horas tendrán el de las palabras y las palabras las del silencio, dentro nuestro y de cuanto alienta en torno. Todo para una intesificación y profundización desde La Poesía en La Vida, ahora hacia "nuestra vida": enigma y signo, fe y desgarramiento, descubrimiento e iluminación. También será esa tensión límite del No-Saber, fijado en el s. XIV, que a modo de tierra fértil alimenta las reservas de nuestra acción por la interrogación, la ascesis y el valor.

jueves, 8 de marzo de 2012

MARÍA O MAR-IA

Está el poema "El Milagro", último del libro LOS SUEÑOS, de E. Cote Lamus, en cuyos versos (se transcriben fragmentariamente) el desgarrado va a la Acogedora entre su no poder ya más y en su sufrimiento:

La luz fué concluída entre su nombre,
con su nombre la luz quedó encendida...

Algunos la llamaron Medianera
para otros fué Stella Matutina...

Antes un Angel la nombró María.
El fué a Portugal para buscarla.

Y  en el poema "Algo pasa bajo la lluvia", del libro LA VIDA COTIDIANA,  la invoca Cote así:

Ruega por nosotros Santa Madre de Dios,
Ruega por la vida que está en nosotros.
Ruega por la madre que busca a su hija,
por la raíz del vientre de las madres.

Dile a tu hijo que estamos llorando
su omnipotencia, pero que nos deje las lágrimas:
dile a tu hijo que los muertos se van
y que la espada es menos larga que el oprobio.
Ruega a tu hijo Santa Madre de Dios.

Eliécer Sálesman, erudito mariano, por su parte, intenta una aproximación: "¿Qué significa el nombre de María? María, en el idioma popular significaba: `La Iluminadora´(S. Jerónimo M 1.23.,780). En el idioma arameo `María´ significa  `Señora´o `Princesa´ (Bover)
`El significado científico de `María´en el idioma hebreo es: `Hermosa´(Banderhewer), pero en el idioma Egipcio, que fué donde primero se usó este nombre (Éxodo 15, 20) `María´ significa: `La preferida de Yahvé Dios´. Mar o Mir en Egipcio significaba la más preferida de las hijas. Y `Ya´ o `Yam´, significaba: El Dios Verdadero: YAHVÉ. Así que MAR-IA, o MYRIAM  en Egipcio significaría: `La hija preferida de Dios´(Zorell)".

Por la poética del español G. A.Bécquer comprendemos en profundidad que La Mujer es cifra única de la acogida por leyes de la naturaleza negadas al hombre,  protección y aceptación. Paul Claudel, en su poema "Camino de la Cruz" aludiendo al abrigo eterno de María (paradigma de la dimensión femenina del mundo todo), a su Hijo:
Cristo no estará más sobre la Cruz porque está con María que lo ha recibido:
Como Ella lo aceptó, prometido, Ella lo recibe,
El Cristo que sufrió a los ojos de todos, se oculta de nuevo en el seno de su Madre.

 Está el episodio del Karm-El. Una anticipación o prefiguración de su existencia, la nube que guía a los Isirraelitas en el desierto a la salida de Egipto. Esta nube es sombra y luz, como la estación de lo poético que hace claridad en el misterio de lo Absoluto, para el poeta español Pedro Salinas. Pero, además, es María la autora del más perfecto poema lírico de todas las lenguas: el MAGNÍFICAT. Y el impar del orbe de Lusitania (sobra toda alusión a Fátima), Antero de Quental, en su poema  "A la Virgen":
Un místico sufrir, un hondo encanto
formado de perdón, de amor, de llanto,
era un preludio de la paz postrera.

¡Oh visión melancólica y piadosa
mírame así callada, así llorosa
y déjame soñar la vida entera!

                                                                      J. G. M.

miércoles, 7 de marzo de 2012

LAS VOCES DEL VIGÍA

Las voces del vigía
Dicen de oscuros
Seres nostálgicos ya desaparecidos,
Pero que han de volver.

Hablan de los lugares
Que ocultan la marea
O maleza del aire en el aire
Y el manto de la lluvia.

Entre la niebla se oyen;
Seres que nos conocen
Y aún nos acompañan
O nos guían en la inmovilidad.

Sitios del corazón hoy olvidados
Y a donde el viaje va;
Anuncian la venida y el sitio
De la hora del tránsito.

Ecos de la vigilia o
De la ensoñación entre palabras
Las voces del vigía, si es que
Las oyes, son las voces del tiempo.

                  JAIME GARCÍA MAFFLA

LA DIOSA BLANCA

Se trata del misterio, ahora en el seno de lo misterioso... Es el título del libro de Robert Graves, quien en su comienzo afirma: "Desde que tenía quince años la poesía ha sido para mí pasión dominante y nunca he emprendido intencionalmente tarea alguna ni establecido ninguna relación que pareciera incompatible con los principios poéticos, lo que me ha valido a veces la reputación de excéntrico...

¿Cuál sería el centro? ¿Quiem está y hace el centro? Pero no sabemos cómo es la composición de la materia de ese tributo, para aludir a F. Cervantes desde México; se hace necesaria una especial fuerza de espíritu, una "Dimensión". Y desde el Norte, continúa Graves: "A los sesenta y cinco años de edad me sigue divirtiendo la paradoja de la obstinada persistencia de la poesía en la actual fase de la civilización. Aunque se la reconoce como una profesión culta, es la única para cuyo estudio no existen academias y en la que no hay un patrón, por tosco que sea, con el que se pueda medir la pericia técnica. `Los poetas nacen, no se hacen´. La deducción que se espera que uno saque de esto es que la naturaleza de la poesía es demasiado misteriosa para que soporte el examen; es, ciertamente, un misterio mayor que el de la realeza...".

IN MEDIA RES

O en "lo poético", donde se da un respirar leve y lento, silencioso antes del nacimiento del poema, que luego es transladado a las tensiones musicales del lenguaje de éste, como el viento entre las hojas de una fronda oculta...Su emoción es nostálgica -en un estado límite- como es su sentimiento de sí (que enmarcan el dolor y el gozo creador a la vez) y de sus afectos, presencias que caminan al borde del abismo. Se sabe y se abre con las preguntas de los amaneceres y los atardeceres, esa idéntica, primera y última línea de luz que le tiende su mano en el sendero. En términos de G. Ungaretti:

Sono un uomo ferito.
E me ne vorrei andare,
e finalmente giungere.
pietá, dove se ascolta
l´uomo que è solo con sé.

En el interior del poeta, como en medio del monte Lu, todo indica no un salir sino un permanecer, y se da en el "yo creador" un conficto insalvable, que puede ser o afectivo o metafísico, cordial o psicológico, sentimental o ingenuo. El vació puede hacer las veces de un campo de trigales, o su ideal los juncos a la orilla de un lago. Todas las dimensiones del Ser se abren a la Nada, sólo que dentro de un acorde con las indecibles figuras de la sensibilidad, de la intuición, del amar y del padecimieto.

 Pero es la desprotección como otro canto, como el de las aves en las jarcias de un buque en la rada, que no arriba ni parte sino se abriga con su propio estar y su iluminación desde el misterio. Unos pasos, esos, tan dichos ya, de pies desnudos sobre un terciopelo...Las palabras son seres, como seres se hacen los silencios: el callar en la espera...

Un caer al lado de una elevación, un hundimiento entre lo purificador de la conciencia. He ahí el verso.Las imágenes se hacen parte del tiempo, y la quietud se vuelve una peregrinación hacia su propio e irreductible mirar, intocado como también hacia ese firmamento que es ya LA POESIA.

martes, 6 de marzo de 2012

DESDE TUS SERES

Sal de tí
Para ir hacia tí mismo,
Tan lejos como estés
Donde no existes,
Pero allí has de ir  o que te lleve
De su mano el aliento del ir lejos, sí, si
Tan próximo has estado al eco de tus voces,
Cuando para arribar es que has partido, para partir
Es que has de arribar, como tus voces, digo
No te han sido entregadas
Sino para cuidar de ellas y te guarden
(Son sus nombres tu nombre y tu eco su voz,
Que te aguardan si te puedes guardar)
Entre su caravana que de lejos es limo y es lluvia y es vuelo
De quien parte hacia sí para nunca llegar ni saber dónde se halla.
                                                                J. G. M.

ALVARO MUTIS EN GOLPE DE DADOS

SOBRE UNAS LÍNEAS DE ALVARO MUTIS, por: HERNANDO VALENCIA GOELKEL
                                                   - Fragmentos-

"Me refiero a unas líneas del poema titulado `Los elementos del desastre´y que dicen así: `Los guerreros, hermano, los guerreros cruzan  países, climas con el rostro ensangrentado y polvoso y el rígido ademán que los precipita a la muerte. Los guerreros esperados por años y años y cuya cabalgata furiosa nos arroja a la medianoche del lecho, para divisar a lo lejos el brillo de sus arreos que se pierde allá, más abajo de las estrellas. Los guerreros, hermano, los guerreros del sueño que te dije´. La pacífica (no, no es ese el término, pues es más bien militante y agonista), la poesía de Mutis está poblada de guerreros. Personajes de viejas estampas, seres antañones, difuntos, tan abolidos como los restos sonoros de la parafernalia del húsar. Surgen y desaparecen del poema pero su presencia nunca resulta insólita...Lo que no es habitual, en cambio, es el vocativo `hermano´. En algún pregón, en algún poema de amor el poeta se dirige a alguna criatura o a un auditorio impersonal y colectivo... Por eso mismo ese `hermano´repetido en el fragmento es funcionalmente enigmático. Como la rutina aborrece lo que ignora, salta de inmediato la obvia explicación de que el término ha sido admirable...Es a mí, al lector, a quien Mutis se dirige; soy yo el tú de `los guerreros del sueño que te dije´".

"Es en parte por eso que los `relatos´(llámense o no en esa forma) de Mutis tienen la perfección y la exactitud de lo entrevisto. Los sentidos -torpes ante las cosas, ante los seres familiares- se aferran a datos fragmentarios y pobrísimos que, atisbados en el sueño o la vigilia, sobreviven en la paradójica plenitud de lo incompleto. Por eso, también, lo deleitable y lo exasperante de las fingidas narraciones: Mutis las llena, las sobrecarga de pormenores que, en últimas, no nos dicen nada, ya que todas esas circunstancias -la diáfana demencia de sus enumeraciones- no son, en realidad, datos sino signos; signos enlazados y organizados en la totalidad de una construcción poética pero ante los cuales nos encontramos desprovistos de la clave".
                                                                                 

LA VIDA COTIDIANA

El libro de poemas LA VIDA COTIDIANA, de Eduardo Cote Lamus, es particularmente valioso como expresión de la dimensión de una temporalidad que asedia al hombre, haciéndolo y deshaciéndolo, volviéndolo un enigma para sí, un signo indescifrable. A éste se opone el sentimiento de la propia existencia, la cual precisamente se da en el tiempo que huye, que se mueve en el tiempo y sin embargo lo transforma, porque el vivir no es al cabo una mera sucesión sino una invariable unión de los tiempos, tanto de la vida como de la interioridad.
 El poema que da título al libro: "La vida cotidiana", comienza con el enunciado fundamental del aislamiento de esa interioridad vuelta sobre sí misma, ante un tiempo que es solamente pasar y no regreso:

Hoy comienzo el día de ayer
con palabras y con deseos;
ya los zapatos tienen polvo
de mañana: sin excepción
los actos se me vuelven huellas.

Comienzar hoy el día de ayer no hace ya referencia al sucederse de los días, sino al movimiento a la vez autónomo y desgarrado de la subjetividad y del sentimiento, de acuerdo con los cuales en el hoy se da comienzo, sin saberlo, con cada acto a un ayer que se hará futuro.
 Pero el transcurrir del tiempo da figura al acontecer palpable de la realidad, de tal manera que si, por una parte se enuncia aquí una atemporalidad, por otra, al estar nuestro ser referido a ese acontecer sucesivo, se invalida puesto que lo señala como una instancia o un algo que permanece al margen de las cosas. La soberanía del "yo" se hace su prisión y deja de significar vida propia para convertirse en distancia e incomunicación, no obstante ser el único movimiento posible para oponer al declinar implacable de la propia vida llevada por los días. Mas adelante dice que calla con la palabra de otro día, y exclama:

Somos del hoy, mas lo que hacemos
pertenece al pasado, somos
la fuente que se queda: el agua
quiero decir la vida, pasa.

¿Cómo se existe? En este "somos" está la expresión del ser temporal de la persona, la vida que se vive biológicamente, en tanto que en el "hacemos" está expresado el actuar de una interioridad referida a sí misma; pero en la relación de uno y otra se enuncia la determinación última con la cual es fijado lo humano: mientras nuestro interior está abierto a su propio acontecer en un tiempo que es síntesis, presagio y cumplimiento, mientras el mundo, afuera lo fija, sin afirmarlo en su verdad, en el carácter de sólo transcurso, y es éste fijarlo aquello que impondrá fatal y finalmente las condiciones a todo vivir, que desemboca en el deterioro y la muerte:

Vemos al ciervo y hasta a veces
llega a beber en nuestras manos
pero la sed se le hace vieja
como un abuelo entre los labios.

GEMA GALGANI

Sus fechas: Camigliano 1878-Luca 1903. Su obra, el DIARIO ESPIRITUAL. Una noticia de Pablo García, en la Introducción: "En carta de san Maximiliano María Kolbe a su madre el 1 de marzo de 1920, le decía: `Yo tengo una vida de Gema, en italiano... La he leído ya tres veces. Me encanta. Me ha hecho un bien mayor que un curso de ejercicios espirituales´. ". Y añade más adelante: "Casi niña todavía, surgió en el corazón de Gema una solicitud y preocupación por los pobres, algo que ya no abandonaría nunca. Lo describe ella misma en su AUTOBIOGRAFÍA: `En este espacio de tiempo, que duró casi un año, lo único que me quedaba era la caridad... Siempre que salía de casa, pedía dinero a papá y, si me lo negaba, cogía pan...,harina..., y otras cosas. Dios quería precisamente que me encontrase muchas veces con pobres, porque eran tres o cuatro veces al día las que salía de casa. A los que venían a la puerta, les daba ropa y todo lo que me venía a las manos´".
 Lo anterior con la anotación de que su padre había llegado a la completa ruina, por lo cual apunta Gema: "Como el confesor me lo prohibía, yo no insistí más, pero por este medio obró en mí Jesús una nueva conversión". Y está su unión con Margarita María Alacoque y, al lado de su Angel de la Guarda, el Arcángel San Gabriel, al cual tánto acudió Pío de Pietrelcina en la edificación de su Casa Sollievo della Sofferenza.

lunes, 5 de marzo de 2012

EDITH STEIN Y THOMAS MERTON EN LA POESIA

Sólo una Nota: las "incursiones en lo indecible" que para el paso de nuestro ser finito hacia el ser eterno (con LOS CAMINOS DEL SILENCIO INTERIOR), realizaron en sus versos la monja Carmelita y el monje Trapense que titulan esta página, están signadas por la urgencia del Espíritu, el hogar que ofrece su existencia ante el suceso de ser, del cual sólo sabemos que fué puesto en nuestras manos como un don para que se realizaran lo más plenamente posible, en la medida de lo humano, todas las formas de la Trascendencia. Esta se confunde con el Absoluto que invariablemente está en la auténtica expresión poética y en contacto con las presencias del mundo. Del mundo salta Merton a la CONTEMPLACIÓN.

Las de una y otro, obras casi lacónicas en poesía, pero destaco la relación (que debe ser ampliada en otro lugar) que ellos tuvieron y tienen con Colombia. Ahora su personal vocación poética, más que la obra realizada, en medio de la prueba espiritual, entre el despojamiento y el derrumbamiento que iba a hacer posible una inexplicable iluminación. En el caso de E. Stein y su "mundo oculto", un pasado académico dentro de un rigor desde el cual E. Husserl llegó a afirmar: "En ella todo es verdad", y en el de Merton un misterioso historial de viajero y de reclamo de la oración del corazón, en medio de la cual escribe: "Dulce hermano, si yo no he muerto, mis versos son flores para tu tumba". En la santa, y es  el caso de una coincidencia con Merton, su poema al Espíritu Santo:

¿Quién eres Tú, dulce luz  que me llena
E ilumina la oscuridad de mi corazón?

Y versos más adelante exclama.

Separada de Tí me hundiría en el abismo
De la Nada, del que a esa nada me elevaste
Hasta el Ser,
Y eres más interior a mí que lo más íntimo de mi ser...

                                                                  J. G. M.

domingo, 4 de marzo de 2012

LO POÉTICO

Hay, o se da en nuestras subjetividad y sensibilidad (o sentimiento) una tensión no usual, sólamente íntima, y que para cuya expresión el lenguaje se revela como un instrumento pobre (Bécquer), que no alcanza a transmitir su ser o existir, su darse o su esencia. Tensión o estado de alma, que sin otra explicación transfigura el mundo a nuestros ojos, y nos sitúa en su escenario en un estado de visión, percepción e intimidad que nos separan de la relación utilitaria o inmediata con el mundo y la vida. Esta relación sí se da -así, de manera pragmática y útil- en la Filosofía tánto como en la Literatura.

 A la Poesía, por el contrario, puede aplicársele esa definición de la Escolástica en cuanto al Ser Creador como un "Marco absoluto ajeno a un contenido". A cuanto sucede dentro de ese marco damos el nombre de: "Poético" y viene a nosotros obedeciendo a una Ley anterior a nuestra propia vida (Cernuda). o a un instintivo estar lanzados hacia lo Absoluto (P. Salinas). Aurelio Arturo fijó en unos versos que la palabra está en torno nuestro, que nos cerca que la oímos y tocamos para convertirse en una señal o en una emblema de la Poesía.

Sería la "Intuición". Pero en el poema, lo poético no es abstracción, sino síntesis gracias a otros recursos de las facultades creadoras del hombre, como la Imagen, la Metáfora, El Símbolo o la Alegoría. Contra la historia, ella se hace leyenda, no por la narración sino por lo poético como tensión pura, lanzada en lo temporal a su propia trascendencia. Está el "yo" creador de la persona, como en la realidad se da el sistema de las analogías o el más estudiado de las correspondencias. Es la Concepción Pura: "He pasado un año horrible -confesó Mallarmée- mi pensamiento se ha pensado, y desembocó en la concepción pura". Este es el "pensamiento poético", que inquiere por el nacimiento del poema, gracias al cual todo poeta es dueño de una "Poética" sólo suya, intransferible. El poeta colombiano Jorge Gaitán Durán, dirá algo que recuerdo: "Cuando la muerte es inminente, la palabra, cada palabra, se carga de sentido", o se llena de sentido (cito de memoria).

Lo Poético, no lo legendario, entra en el misterio del origen del lenguaje y de nuestra existencia, el ser que nos es dado ante la presencia, siempre invariable, de la Nada (Edith Stein). A la Poesía no la explicaría la Teoría Literaria sino la Metafísica. Por ello, un poema produce una vibración al unísono en un grupo de oyentes, que no es comprensión, como no es suceptible de ser transladada, por lo indecible, a términos racionales. Como está la Metafísica de Occidente, está el Tao de Oriente para señalar las líneas visibles de su presencia transfiguradora.

Pero no es  La Poesía en sí, como no es El Poema "Per se", sino LO POÉTICO, que hace de los seres humanos uno solo delante de eso Absoluto, de lo ilímite, de lo invisible e irrepresentable, y de lo intemporal, en el escenario de presencias visibles a las cuales debe dárseles la categoría (O. Paz) dentro de una anécdota, de SIGNOS.
                                                              JAIME GARCÍA MAFFLA