jueves, 31 de mayo de 2012

EN LA NIEBLA

¡Qué extraño es vagar en la niebla!
En soledad piedras y sotos.
No ve el árbol los otros árboles,
Cada uno está solo.

Lleno estaba el mundo de amigos
cuando aún mi cielo era hermoso.
Al caer ahora la niebla
los ha borrado a todos.

Sólo es sabio aquel que conoce
este oscurecer misterioso
que, silenciosa y fatalmente,
nos separa de todos.

¡Qué extraño es vagar en la niebla!
Ningún hombre conoce al otro.
Vida y soledad se confunden.
Cada uno está solo.

HERMANN  HESSE

miércoles, 30 de mayo de 2012

CONCEPCIÓN DEL VIVIR

Si se llegara a alguna "concepción de la vida o del propio vivir", no puede ser por otro sendero que el de la invalidez, el de la falta, la ausencia o vacío de un mostrarse, darse o cumplirse de nuestra esencia, la cual, por lo demás, tampoco puede puede ponérsenos de presente sino es en el marco del "silencio" o de "los silencios como episodios sucesivos que contienen una totalidad".
 Entonces esa concepción precisa de una comprensión en el juego de nuestro vida entre las presencias, nuestro estar y los seres,  entre sus propios círculos, que , si tienden al misterio o tenemos la certeza de que él provienen, sólo se nos revelan por las vías del lenguaje. Es ese lecho lleno de escombros en cuyo fondo oscuro buscamos nuestra luz... Ésta se abre al fluír de nuestro tiempo interior, no como idea sino como imágenes, y ellas extraídas de la vida inmediata, en torno nuestro, con la que dialogamos y debemos oír en su llamado, que puede darde más perfectamente en el lo poético del habla o del monólogo interior, aún en una sóla  palabra o de un solo enunciado de serena armonía por el amor de saberse en oposición a todo cuanto pueda vencerlo o vencernos. Enunciado lacónico que puede ser nuestro y ser también olvidado en seguida. pero de él queda una tensión que nos sostiene sobre la superficie de nuestra lucidez, de las cosas, de los actos y de los episodios (de ellos, sobra decir que uno puede ser la quietud, y aún otro, el temor). Pero "no estamos al no-ser"; no somos al "estar en la espera".
 "La" vida no es la vida sino porque vivimos, es nuestro íntimo alentar o vivir, aún alejado de sí y entre la zozobra de su ausencia. Separado de sí por el desgarramiento de la mente o por la fragmentariedad de la conciencia. El sentir puede hacer un "continuum" en el cual sea posible reconocernos, casi recobrarnos. Espacios de tiempo que se han detenido, lazos de afectos que se han roto, o cuyo entramado es imposible deshacer para una visón e intuición claras del instante cargado de sonidos y de ecos de ajenos  por actos, estancias de un "afuera" o urgencias por esencias, hacia los cuales no quisieramos ir ni ser llamados... Tampoco la quietud, menos aún la inmovilidad que aprisiona los hilos invisibles de seda...

sábado, 26 de mayo de 2012

RAT SAXENA, AMIR OR, CEES NOOTEBOOM

POEMAS SIN LA POESÍA (o ver los propios pensamientos lejos de nuestras palabras): todo es ya conocido y todo permanece intocado. Reencarnación, florecimiento, sueños,cementerio, ventana,  saber, abrir, verdad... Los tres títulos de los poemas transcritos parcialmente, aluden a algo que no brota desde lo cotidiano, siendo, no obstante, desde  su materia esencial o trascendente. ¿Dónde está el tiempo personal? Estamos saliendo siempre de ese tiempo , y en algunos instantes de excepción, volvemos a él. ¿Somos llevados, se lo es? Después de cada poema, hay una frase no escrita.

1. REENCARNACIÓN
Coloqué mis genes
sobre la mesa del laboratorio
y así empezó mi búsqueda
de la hisoria de mi vida anterior...

Extiendo la ventana
sobre el piso
y la convierto en una puerta
la abro y salgo
                    R. S.

2. ILUSTRACIÓN 1O: FLORECER
Cuando los muertos planifican su próximo nacimiento
los cementerios huelen a primavera.
                                  A. O.

3. SUEÑOS DE SILEO
Los sueños son verdaderos porque suceden,
falsos porque nadie los ve
salvo el soñador solitario,
en sus ojos que sólo son de él.
                              C. N.

Sesión simultánea y transcripción viva de la aproximación a unos versos (voces, ecos, quejas...) para su paráfrasis. Mundo, sobre una situación concreta, física, inmediata, visible y evanescente, a donde no llega el conocimiento ("en sus ojos que sólo son de él"), sobre el cual, como un escenario íntimo, se extiende la niebla de lo "irreal"(más real). Hay un ser que dice desde sí lo que no está en él. ¿Mundo o historia, lo anterior es interior? Prima el acto de un yo que se escapa de sí mismo en, por ejemplo, una puerta dibujada sobre el piso, como la primavera está en las tumbas... Latido y espera hacia una plenitud de estar e ir a la vida plena. En los tres poemas nos preguntamos si se da la condición de un ser, o solo, o en su soledad...

Los tres sujetos viven una situación límite, que pide el paso al encuentro del otro. Se "Duerme dentro y fuera del tiempo". Con el hermetismo del título del poema de Or, es preciso cotejar su primer verso con los dos primeros de "Reencarnación". ¿Estamos ya en el mundo infinito e increado de los poemas sin "la" Poesía? El poema se ha puesto por encima -como pura vida- del sujeto creador, y esta es la alusión del primer poema a la ventana. Hay un sistema de asociaciones que se elude (F. K.) aquí, como el mismo signo de Sileo... No sobra recordar que Ide Hintze, fué "proveído con la inteligencia del polvo..."

                                                                           Claudia Díaz Toledo
                                                                           Jaime García Maffla.
MONTE LU, sábado 26 de mayo.

jueves, 24 de mayo de 2012

PALABRAY SENTIDO

A,  cierta altura, a nuestra conciencia llega la percepción de hallarse sola ante y en medio del ser... También encuentra que su propio pasado se invalida ante lo incierto del futuro, y que las posesiones interiores -saberes, recuerdos, experiencias-  no nos sirven de soporte para continuar la senda de las horas, así, ante la desprotección del presente, cuando no hemos acudido a una instancia más alta que nos sobrepase, nos guíe y nos acoja. Desde esa desprotección nace la palabra poética como un mirar distinto hacia nosotros y hacia lo otro, que nos demanda un ser y una actuación, un figurar en un escenario fijo e inevitable. Es entonces cuando viene la tarea inédita de interpretarnos con las presencias en torno, con el tiempo y con nuestro sentimiento vuelto sobre sí mismo.

En tal interpretación, nuestro monólogo, nuestro diálogo con nosotros mismos, se cambia de racional en poético o afectivo, esto es en unos lazos de otra dimensión que unan al mundo y por los cuales se halle, como en el hilo de Ariadna, el sentido, que es salida y permanencia a un tiempo. Viene también el peso del silencio, de un no hablar que no es callar sino la ausencia de voces interiores.¿Cómo seguir, cómo permanecer, cómo estar a la vez en la conciencia de un devenir, de un adentro y de un afuera intangibles y que a la vez se nos oponen, cubriendo con algo como una niela todo horizonte de sentido? El poema habla por nosotros, y no vamos a él en busca de conocimiento sino a la manera de quien hace alto en una estación desconocida y familiar, ajena y propia, extraña e íntima. Ya no es necesario ningún conocimiento sino sólo la autoconciencia y el sentir de sí, la fuente interior que mana de la espera en roce con las superficies, con las voces y el aire...Todo enigma se resuelve al ser asumido como tal; toda incertidumbre al sumergirse en ella, y todo desamparo en el amar a ese estar desamparado instante tras instante... Todo saber es fragmentario, y todo paisaje o escenario está vacío por las condiciones de la naturaleza de nuestro percibir desde algo inexistente, a lo cual, a su vez, tenemos la tarea de conferir una existencia...

jueves, 17 de mayo de 2012

NO CAERÁ Y BEN´YA NATSUISHI

"No caeré. He llegado al centro... Escucho el latido de un reloj divino a través del delgado tabique carnal de la vida llena de sangre, de estremecimiento y jadeos. Estoy cerca del núcleo misterioso de las cosas así como en las noches nos hallamos, en ocasiones, cerca de un corazón".M. Yourcenar. Tampoco está enferma, sino atravesada por sí misma...

No, no caerá, no caeremos porque  y tras la lectura de MORADA AL SUR (poema de la pérdida), en Seminario MONTE LU, se abordarán los Haiku, de Ben ´Ya Nascuishi; uno  dice:
1. Un spirale infinie
chante en silence
à l´intérieur de notre corps:
"Una espirila infinita está cantando, silenciosamente, dentro de nuestro cuerpo...". Y otro.
2. Nos yeux
ont aussi des cristaux,
arc-en.ciels en ténèbres...: "Nuestros ojos tienen también cristales como los del arco-iris y los de la oscuridad...":
3. L´or  et le noir
dans le tableau
¿Quel será notre avenir?: "El dorado y el negro entre el cuadro,¿Qué ha de ser de nuestro porvenir?"

martes, 15 de mayo de 2012

MORADA

Estamos habitados en el tiempo -que es sinónimo de la conciencia- por nuestro propio ser, cuyos contornos no nos es dado precisar, como no sea por un también impreciso "sentir" que nos lanza hacia un  "algo", hacia unas presencias que se traducen, para constituírnos, en imágenes y en actos. De ellos nos  vendría una posible concepción de nuestra propia vida, con su urdimbre de afectos y la certeza -dolorosa siempre- de estar en medio del mundo como espacio que está ya dado y como suceder entre lo imprevisible, el azar y lo indescifrable de designio y destino...
Al hablar pronunciamos nuestra vida, y al pronunciarla nos situamos delante de nuestra idea del Ser, como de nuestro ideal o de nuestro deseo, de nuestras ausencias y nuestra necesidad de "estar en es eser" y de abordar en cada instante "La" vida como fracción y todo. y a la vez como fragmento que somos de ella.
 Con lo temporal, las presencias nos aguardan, delante siempre del sendero, e iluminadas o señaladas por la espera y la contemplación, por un meditar vacío en torno al centro vacío de nuestro mismo ser, que es la buscarse. Moramos entonces en una habitación cuyas ventanas dan a un firmamento inaccesible y próximo... Lejano y al alcance de la mano,  objeto de una apropiación por vías del sentimiento y de un pensamiento generado, no en los conocimientos sino en las sensaciones del aire en torno, de la luz y los objetos, de palabras e ideas como una naturaleza que germina sin nuestra intervención, pero que nos demanda siempre un "hacer", a la vez como afirmación y como padecimiento entre lo ilimitado y lo incierto.
 Vendrían las creencias como refugio o como morada; vendría el amar todo estado íntimo, por inasible que se alce delante de nuestros pasos, o por ininteligible que se haga y nos haga.
¿Qué hacer, cómo estar o vivir? La sola pregunta ya equivoca este hacer y este vivir, pues nos sitúa delante de una exigencia exterior a nosotros para entrar en el juego de lo otro y desde los otros, lejos, acaso, de lo absolutamente "Otro", hacia lo cual deberíamos tender como morada, estación o paraje interior de partida. Será un sólo ir desde nosotros hacia La Vida que alguien depositó, por gracia del misterio, o de un signo en el cielo, en nosotros, en nuestro yo que busca un horizonte para hacerse asible, visible y comprensible...

jueves, 10 de mayo de 2012

AURELIO ARTURO EN SU MORADA AL SUR...

Después de cerca de diez años de silencio -tras haber sido dada a los lectores la edición entonces oficial de MORADA AL SUR-, de 1963  a 1973, Aurelio Arturo intentaba una poética, fijada por el verso, nueva, sí, pero que estaba en las bases de ese su poema esencial, que dió título al libro. Esos poemas fueron etregados a la revista de poesía GOLPE DE DADOS, y sus sólos nombres -mas uno  que entregó entonces a la revista PLUMA- dan ya una idea de su intención de "interpretar la naturaleza" a la vez por el "yo" creador y la persona privada: "Palabra", "Lluvias", "Tamores" y "Yerba".

 MORADA AL SUR es un poema -que oscila entre lo ´lírico y la epopeya´- en el cual el sujeto poético se sumerge en el nacimiento de la Naturaleza y en el de la "conciencia de sí", ante el horizonte de dos tiempos,  el del instante mismo de la composición, y el de la evocación de la infancia y por ella del misterio del nacer de la vida.. En ésta entra el plano narrativo, tras haber situado la "contemplación" que toca en el origen de las cosas; en tal origen están lo mágico y el apóstrofe lírico, desde lo ancestral y desde el incosciente, instancia la de éste último que Arturo legó al inmediato movimiento poético en Colombia, del cual él no podía hacer parte por su misma concepción del lenguaje, el Movimiento de Piedra y Cielo, cuyo adalid y voz más reconocible es Eduardo Carranza. Pero A. Arturo venía de una experiencia de la infancia personal y de la del mundo, ajena a la cultura y a la cual sí opone, como otra dimensión paralela al Universo,  la Leyenda.  Una introspección para recuperar su aliento de vida de entre los materiales de la edificación de lo humano en medio del mundo natural, ese viento que, viniendo de los bosques se detiene ante la puerta de la casa donde "Descansa la lanza rota en las batallas..."

LA INTUICIÓN DE BERGSON

La Razón Poética se basa en la versión que H. Bergson da de la "intuición", resumida por Chantal Maillard, desde `La pensé et le mouvemant´, en los siguientes seis puntos:
"1. Es  conciencia inmediata, visión que apenas se distingue de su objeto, conocimiento que es contacto, incluso conciencia.
2. Es también simpatía: el sujeto se transporta en el objeto y coincide con lo que éste tiene de único e inexpresable. La intuición es por ello el medio que permite captar lo `absoluto´(lo que es perfectamente en sí mismo).
3. Es conciencia ensanchada que manifiesta la presencia del inconsciente; conciencia activa, pues, y tensional, que apunta a su propia oscuridad.
4. Es introducción en una conciencia general, conexión de la propia conciencia con otras conciencias y con todo lo viviente. La intuición conduce a la esencia de lo vital: el cambio.
5. La intuición es capaz de captar una realidad superior que engloba tanto a la unidad como a la multiplicidad de la persona. Sólo la intuición del yo por el yo permite comprender y superar esta contradicción lógicamente insuperable.
6. La intuición es un tipo de claridad distinta de la `claridad deseada´ que corresponde a una nueva ordenación a la que el intelecto procede a partir de lo ya sabido. La intuición es, por el contrario, una claridadque se nos impone (que nous subissons) paulatinamente y que, arrancando de la oscuridad, va esclareciéndose a sí misma a medida que va iluminando lo demás. Esta claridad aporta ideas `simples´, totalmente nuevas".

martes, 8 de mayo de 2012

ALEJANDRA PIZARNIK

"Caer como un animal herido en el lugar que iba a ser de revelaciones..." A. P. En Cote Lamus: "Caemos y caemos y caemos, yo caigio desde tí, tú caes desde mí; nada nos lo impide". ¿Revelación por gracia yde la herida? Su intensa y lacónica estrofa a propósito de la muerte de Jorge Gaitán Durán, preserva en nosotros algo del aliento "existencial" que a una y otro dieron su época, sus escenarios, sus presencias y, acaso, sus lecturas. De éstas A. Pizarnik intentó dejar algo cercano a un sistema, en frases salidas de poemas como en el caso de Gertrud Stein con: "Una rosa es una rosa, es una rosa, es una rosa". Para la Pizarnik, los pétalos estallan en los ojos, cuando por el silencio llega a la simbilización de la naturaleza, o ésta por aquel a su esplendor. El ir a sus poemas tiene que ver con la interpretación de las emociones del lector, si su obra es un sólo poema en sentencias y versos casi distribuídos al azar... Lo hicieron Silvia Plath y María Mercedes Carranza... Por eso ésta dijo:TENGO MIEDO.

La estampa de Roberto Juarroz se dibuja por ir al anverso de todas las cosas: ¿Caída es elevación?El CAER: "Mi caída sin fin en donde nadie me aguardó pues al mirar quién me aguardaba no vi otra cosa que a mí misma". Y este ver es desaparecer a la propia mirada, como en Ernestina Champousin o en Teresa de Los Andes, quien luego de decir: "-Moriré dentro de un mes...", lo hizo, porque había conseguido la perfecto conocimiento del sujeto del cual era objeto de un padecer a solas. El mar y Alfonsina Storni estaban con ella, en los estuarios, en los soles de todo sufrimiento consciente, de toda conciencia de los sufrimientos, a la manera de Macqroll en todo desembarco, esto es, en todo real caer...

EDITH STEIN, O: SANTA TERESA BENEDICTA DE LA CRUZ

Ensayista, y autora de MALGRÈ LA NUIT (Poesía), en el suelo siempre fértil de la meditación acerca de su íntimo ser, Edith Stein (1891-1942), proveniente de la Escuela de Fenomenología de Gotinga y Friburgo, ayuda en sus archivos de Edmund Husserl, quien la definió como: "En ella todo es verdad", vuelve su mirada más profundamente  hacia Dios y hacia Jesús, al conocer a Max Scheler, siendo que su conversión del Judaísmo al Catolicismo se produjo luego de la lectura de: VIDA, de Teresa de Ávila, patrona de los escritores de lengua castellana. Pero su acción sigue en los motivos del pensamiento filosófico, y se remonta a Santo Tomás para la redacción de SER FINITO-SER ETERNO, tratado en el cual se enfrenta al despojamiento del Ser como existir, dentro del propio ser, y su consiguiente encuentro -dentro de un ser dado gratuita y recibido involuntariamente- a cada instante con la Nada: "¡Yo no soy por mí mismo! Por mí mismo no soy nada, cada instante me encuentro de frente a la nada y tengo que recibir como don de nuevo el ser". En  algo ya la había esbozado -a esta "nada"-, en su curso acerca de "La estructura de la persona humana", para el salto, desde los gérmenes de su angustia por la verdad, hasta su último trabajo: LA CIENCIA DE LA CRUZ, en la contemplación plena ya, y dentro de una dimensión poética, del Ser como Absoluto e irreductible a términos humanos. En un instante de la crisis del tránsito de la razón a la emoción exclamó: "Atravesaba una crisis interna, desconcida para mis familiares y que yo no podía resolver en casa. Por aquella época mi salud no iba muy bien a causa del combate espiritual que sufría en total secreto y sin ninguna ayuda humana..". Fué su desgarramiento para alcanzar las cimas del ideal y de la abstracción.

Pasión e idea se aúnan en ella. Su autobiografía está en dos escritos: ESTRELLAS AMARILLAS y, CÓMO LLEGUÉ AL CARMELO DE COLONIA, en los cuales es posible entre lineas dibujar su concepto del Destino y tanto de los grados como de la dimensión total de el suceso de Ser, como "persona", que actúa, o como quien actúa luego del encuentro con la intimidad de su estructura personal. Esta persona lo es porque a un tiempo se interioriza y entra en dialogo con lo "otro", los otros y lo absolutamente Otro. Se es persona en el cumplimiento de una autonomía espiritual, y en la conciencia de un legado a la vez afectivo e histórico que se depositó en ella, y desde ella debe voler al mundo con nuevas y más profundas vetas . Murió en las cámaras de exterminio nazis, y por ello no es mártir católica... Pero sí alcanza y le es,  en la mayor pureza y oblación de la ppasión de sí, reconocida la santidad, en su tensión límite de alma, como paradigma, signo y senda de todo darse de un sentimiento y de una conciencia plenamente humanas.Ya estaba en la dimensión mística de la vida, en la cual se habría de encontrar, obviamente, con San Juan de la Cruz.

lunes, 7 de mayo de 2012

VINCULOS INVERTIDOS

Desde Novalis para, -por el cordón de plata-: LAORDENDELADESESPERANZA.BLOGSPOT.COM. Y lo deja en una anotación intrascendente...: "Una peculiaridad de Goethe digna de ponderación se advierte en un encadenamiento de sucesos menudos e insignificantes y acontecimientos de mayor trascendencia...". Lo aprendió, señala Novalis, de la Naturaleza que se da gracias a observar los resultados de la confluencia del azare y de lo contingente, no comprensibles al estar conducidos por  un "vínculo invertido", o interptados por su opuesto. Así es como añade: "No pocas leyendas tan familiares a todo el mundo se explican por la observación del vínculo invertido. Así, por ejemplo, malos sueños significan buena suerte, y larga vida los que vaticinan una muerte próxima; una liebre que cruza nuestro camino es mensajera de desgracias. Las crencias supersticiosas del común de la gente se fundan en la interpretación de semejantes azares". Lo anterior está en: "Polen", fracción de la creación que da la hermenéutica de esos "vínculos", así como el porqué de su invertirse...

domingo, 6 de mayo de 2012

POESIA Y VIDA

Un blanco o una línea vertical...Las relaciones entre la Poesía y la Vida (un dentro-un estar afuera) no son las mismas que puedan trazarse entre "lo poético" y "una vida"... Ésta puede -y se da en efecto-,  dejando de saberse, y aún de percibirse, flotar de súbito en un vacío ausente de asideros, ni en lo afectivo ni en lo espiritual, ni en lo racional ni en lo meditativo, hacia un existir, una fínalidad y un acuar. Es y está en lo vacío de un más vasto Vacío, cuando el tiempo se suprime y las formas, las presencias, los recuerdos  y los objetos pierden sus contornos. También parecería quedar excluído de la sucesión, de todo cuanto gana su ser en la sucesión temporal, así como de toda dimensión espacial, al estar o hallarse despojdo  de todo "objeto interior" que lo haga presente, y que ponga en relación con el mundo, en comunicación sus instancias más próximas.

 Nada y nadie entonces se es o sólo "es", ni puede aún volverse a que esa ausencia de ser devenga en otra plenitud: prima una cierta languidez en las manos, en los pasos, un encarcelamiento de la mirada por las rejas insalvables del aire, y desde la respiración no  llega el espacio que daría en La Poesía... Ya no hay espera sino cancelación de la experiencia. Vive como una cinta sólo de escenas deshabitadas y en blanco y negro, como por largos pasillos iluminados desde un afuera ajeno, hostil o extraño, aunque por lo mismo pueda resultar acogedor:sería el abrigo de un abandono,  si se opta por esa ingravidez, aunque para luego transmutarla -si lo logra entre lo vacío del sólo estar sin ser- en nuevos contenidos de otra y las mismas conciencia y acción, o unos iguales y a la vez distintos moverse y mirar, oír y callar... Pero ahora , para la vida en la poesía, y para la poesía en la vida, ahora sólo hay líneas entre hojas de lluvia: la neblina,  la niebla, puertas con cristales  que ocultan el afuera, así como  a ese afuera se le hurta todo cuanto hay adentro...

Y se ha perdido todo Norte, se aleja todo puerto, aún el del silencio que recibe las señas desde el Ser. Todo sendero dibuja las líneas de un abismo, aunque ha de quedar -ello sí- la evocación  de algún poema acerca de ese dejar de ser, de ese no lograr habitarse para estar, para hacer, para ponerse en movimiento interior e íntimo hacia sí, desde sí y por entre sí. La Vida ha dejado la Poesía, y ninguna dimensión del espíritu o de la urdimbre afectiva puede tomar su lugar, salvo la construcción de Lo Poético desde la misma negación que es inhercia, o desde las acaso aparentes y aún ciertas imposibilidad e inmovilidad.

 Tal vez entonces, el tiempo interior vuelva a fluír, y tal vez también, que a la mente regrese, que aún  aparezca como en el milagro: una imagen. Entonces - y todavía preso en lo vacío-  toda  presencia ha de ganar o ha ganado imperceptiblemente otro rostro... Acaso otro tacto, o un roce a otra luz... Y es desde esta luz que el tiempo deviene para lo poético, vuelve a fluír desde "lo poético" abstaracto al vivir íntimo también abstracto.¿Se estará siempre afuera...? ¿Ese afuera será nuestro único "dentro", y por el cual es preciso salir, ir al afuera,  siempre salir... y salir desde afuera?

viernes, 4 de mayo de 2012

DEL SUFRIMIENTO ENNOBLECEDOR

Las realidad y verdad finales del ser humano están en la "Persona".  Y tres preguntas clásicas: 1.- ¿Cuáles son las realidades personales? 2.- ¿En qué consiste ser persona? y 3.- ¿Cuales son las diversas maneras de ser persona? (Xubiri).Una inicial indicación acerca del motivo, si bien puede tomarse como símbolo o mito: "Sufrimiento de la expulsión de Adán y Eva (GÉNESIS)  por Dios del PARAISO". ¿Cuál es la exégesis, el desciframiento, la translación a una mente de hoy, si en ese episodio nacieron el dolor y "sufrimiento", acaso el matiz  del "dolor" más acentuado en la mujer, tras una desposesión y el dar la vida, salto de lo moral a lo físico...? Existe el "Duelo", que vale para toda cosa  y causa material, personal o espiritual. En éste, sea el caso, se halla depositada para el milenario grito del Cante Flamenco o Cante Jondo la profunda y desgarrada forma o variante del sufrir desde, en sí mismo y para sí por otro.
 Hay otros términos: VALLE DE LÁGRIMAS, por todo cuanto desde el mundo nos hiere y vence. O desde la realidad: la muerte... Soledad de la interioridad como aislamiento de la persona.  "Nostalgia" incausada, pero esencial como constitutivo del espíritu humano; "tristeza" causada e inesencial, pero que puede convertirse en instrumento de conocimiento: "Saudade", "Melancolía" o, en árabe "Hanín",  el leve sentir de cuanto no está y es esperado siempre: lo ausente. Ausencia que se revela en un tender las manos en la espera de la cual está lejos la dicha cumplida, pues aún no hay encuentro...: Angustia (Angst)
Otros terminos actuales: "Desierto o Depresión". Acerca del ser "persona", hay en la historia humana un solo e indiscutido paradigma, que se realizó por el sufrimiento: Cristo, créase en él o no, desde el punto de vista religioso. ¿Cómo trasfigurar una agonía y un desgarramiento? Entonces  se dibuja un color, ante el ser abandonado, el poético por excelencia:  "Le Azur, Le Azur...: Aspiración, ideal,consolación nunca alcanzados, pero que actúan sobrepasando su ausencia.  De lograr hacernos uno con lo ideal , desaparecería ese otro constituvivo esencial de lo human. El sufrimiento por "Le rève..", o la ensoñación... Es el deseo que se sabe imposible, oposición entre la Realidad y el Desear...El no tener algo que nos haría, sin saber lo que somos, lo que deseamos ser y es inexistente, o que de darse chocaría contra el mundo. Vienen por vías de la Trascendencia la Oblación y el opacamiento del "ego" o del "yo", cambiando la "calidad de vida" por "verdad de vida":  POESÍA.
La lejanía de lo amado engendra un imperceptible sufrimento traducido en languidez o en abandono, en fin, en una de las más altas categoriás de la existencia humana: La Espera. El mundo es lo que no somos y de él proceden dos formas de sufrimiento: la ansiedad o vacío y la desorientación o pérdida de nuestro posible centro de plenitud. Pero esta pérdida se convierte en posesión al ir hacia al encuentro de "eso" perdido cuyo hallazgo pleno está sólo -y para nuestro ser más íntimo- en su búsqueda.

jueves, 3 de mayo de 2012

RILKE: EL SOBREPONERSE..., SI VIVIR ES IMPOSIBLE

"Abandonado sobre las cumbres del corazón...", para una segunda lectura de unión -entre nieblas, en y desde el Monte Lu, 5 de mayo- a la OCTAVA ELEGÍA. En el lexicón rilkeano, la idea del sobreponerse al desamparo y oposición de la vida, se traduce como: "Das Uberstehen".  En interpretación  de Otto Wollnow, cuanto está en los fundamenteos de todo vivir humano es lo angustioso, una dimensión de hallarse abandonado ante el riesgo y lo incierto de la vida, a los cuales el ser humano debe "hacer frente" y, tras ello, sobrepasarlos para volver a su centro interior: "Bestehen" o sobreponerse a ella, si su materia viene de la vida misma y no de nuestro interior. Asi,  el obreponerse estaría  en dar contenido trascendente a cada evento.
 Entonces añade O.  Bollnow, en términos que tocan los motivos de la vida abierta y la vida enclaustrada de la OCTAVA Y LA NOVENA ELEGIAS, para avistar en sí mismo la sustancia indecible y de lo eterno: "El sobreponerse  se convierte en una tarea situada en el plano de la desnuda existencia, donde lo que importa es tan sólo el poner a salvo el hecho de la propia existencia. Pero entonces el sobreponerse adquiere de pronto una profunda significación, precisamente allí donde lo que está en juego es el núcleo más íntimo, el núcleo recatado y vulnerable de la vida del hombre, su existencia propiamente dicha, la cual debe ser conservada a través de todos los peligros".
 Esta conservación tiene trazadas ciertas sendas, como la introspección para el propio reconocimiento, y la contemplación para un aúténtico sentimiento de sí mismo... Pero es también un riesgo que viene de adentro y de afuera, si el estado más propio del ser humano es la "debilidad", por la cual exclama en los Sonetos  a Orfeo: "Con angustia buscamos un punto de apoyo...". Sucede, por el contrario, que el existir humano en y por sí mismo debe "renunciar" a tal punto de apoyo, desde el cual se le brindaría seguridad, comprensión y compañía. ¿Entonces?:
                                      Respirar, invisible poema.
                                      Siempre a mi alrededor,
                                      puro intercambio de espacio. Contrapeso
                                      en que rítmicamente mi aliento se consuma.
                                                                                                  R. M. R.

Los "Sonetos a Orfeo" y las "Elegías de Duino", dos navegaciones poéticas en dos buques de velamen de distinto color -muerte y vida- para Rilke el de los primeros: hierro oxidado y el de las segundas: blanco...